presentada por
Menú
Bienvenidos al Bayern

Primer entrenamiento de Ribéry y Toni

Este martes Franck Ribéry y Luca Toni se presentaron por primera vez a entrenar en la ciudad deportiva del Bayern. Ambos fueron los últimos en salir del vestuario y juntos se dirigieron hacia la cancha principal de entrenamiento. Ahí fueron fotografiados junto al entrenador Ottmar Hitzfeld y enseguida empezó el trabajo. Aproximadamente 110 minutos duró el primer entrenamiento en el Bayern de los dos nuevos fichajes.

Ribéry y Toni finalmente están en el Bayern y en su primer día de trabajo se mostraron optimistas y confiados en poder resolver con éxito los desafíos del club. “Tenemos un equipo muy fuerte. Nuestro objetivo es ganar la Bundesliga y la copa alemana”, dijo el delantero Toni. Ribéry también afirmó que desea ganarlo todo con su nuevo club. “El club hizo un gran esfuerzo para contratar a buenos jugadores. Ahora queremos ser campeones de Alemania y también ganar la Copa de la UEFA”, dijo el mediocampista francés.

Gran expectación

Ante la presencia de casi 1000 espectadores y una serie de reporteros, los dos fichajes estrellas del conjunto bávaro realizaron su primer entrenamiento en Múnich. Ambos reconocieron después que fueron muy bien recibidos por el resto de sus compañeros. “Estoy muy contento porque el Bayern ha organizado mi llegada a la perfección. Desde que llegué anoche se han preocupado de mí”, contó Ribéry.

El director deportivo del club Uli Hoeness y el presidente de la junta directiva Karl-Heinz Rummenigge se acercaron al vestuario para saludar a los nuevos jugadores. “Estamos felices porque ya están los dos aquí. Los queríamos a toda costa y ahora nos sentimos contentos y orgullosos“, dijo Rummenigge.

Aprender el idioma

La idea es que Toni y Ribéry, quienes usarán las camisetas con el número 9 y el número 7 respectivamente, sean integrados al equipo lo más rápido posible. Ambos jugadores tendrán a disposición una persona que se encargará de todos los asuntos personales y que les ayudará en todo momento. “Al comienzo habrá problemas con el idioma”, advirtió Rummenigge.

“Hoy en el vestuario hablé inglés, español y de todo un poco”, contó Toni quien a su llegada a la ciudad deportiva del club bávaro sorprendió a todos con un saludo en alemán. El jugador italiano desea aprender lo más rápido posible el idioma y también quiere conocer la ciudad. Su deseo es vivir en el centro de Múnich.

Jansen también entrenó por primera vez

En el aspecto deportivo, Toni se notó falto de fútbol y fuera de forma debido a que estuvo largo tiempo de baja por lesión. “Ahora tengo que recuperar mi estado físico después de la operación que tuve en el pie”, dijo el atacante. Por su parte, Ribéry se vio muy bien y en los ejercicios físicos siempre intentó ser uno de los primeros. “Prometo que en los entrenamientos y en los partidos me entregaré siempre al máximo. No tengo miedo de mojar la camiseta”, dijo Ribéry.

Otro que también entrenó por primera vez en el Bayern fue Marcell Jansen. El joven jugador alemán se recuperó de una gripe. Además volvieron a entrenar con el resto de la plantilla Bastian Schweinsteiger y Valerien Ismael. Ambos están recuperados de sus lesiones. Este fin de semana se espera la llegada de Zé Roberto a Múnich. Lentamente Ottmar Hitzfeld puede empezar a intensificar el trabajo con sus pupilos.