presentada por
Menú
El Hamburgo y el Bremen

Equipos del norte amenazan al Bayern

Hasta ahora, el Bayern de Múnich ha logrado tres veces en su historia la hazaña de salir campeón de la Bundesliga manteniéndose en el primer puesto desde la primera hasta la última jornada. La última vez que lo consiguió fue en la temporada 84/85.

Esta temporada existe nuevamente la posibilidad de volver a lograr esa hazaña. En la décima jornada, los pupilos de Ottmar Hitzfeld le ganaron 2:1 al Bochum y se ubicaron seis puntos por encima del Werder Bremen y el Hamburgo. Sin embargo, tras la jornada 12 y dos empates sin goles consecutivos, la ventaja se acortó considerablemente. Ahora el Hamburgo está a dos puntos y el Bremen a cuatro unidades.

El Bremen quiere ser campeón

"Aún estamos algunos puntos por detrás, pero nosotros nunca dijimos que no creíamos que podíamos ser campeones", dijo el capitán del Bremen Frank Baumann tras el 1:0 sobre el Hansa Rostock el sábado. El Bremen está invicto hace siete partidos. "Nosotros no pertenecemos a aquellos que desde un comienzo dieron por campeones al Bayern", afirmó el director deportivo del Bremen Klaus Allofs.

Por su parte, el Hamburgo lleva once partidos sin conocer la derrota y se acerca peligrosamente al actual líder de la Bundesliga. A pesar del buen rendimiento que está mostrando el equipo porteño, su entrenador Huub Stevens prefiere mantener la calma. "Me parece bien que los hinchas sueñen con algo más, pero a mí no me interesa mucho mirar la tabla de posiciones. Lo importante es que ganamos el partido", dijo el holandés el sábado tras vencer 2:1 al Hertha Berlín.

El Hamburgo con los pies sobre la tierra

"Aún es muy temprano para soñar", cree también el defensa del Hamburgo Guy Demel. Por su parte, Raphael van der Vaart se mostró feliz por el actual lugar que ocupa su equipo en la tabla de posiciones. "Espero que podamos mantenernos mucho tiempo cerca del líder. Uno nunca sabe lo que puede pasar al final", dijo el volante holandés y enseguida agregó: "La presión la tiene el Bayern. Ellos son los que tienen que ser campeones."

La nueva situación en la tabla de posiciones aún no preocupa mayormente a la gente del Bayern. "Es cierto que no nos parece bien, pero estamos muy tranquilos", dijo el presidente de la junta directiva del club Karl-Heinz Rummenigge. "No nos interesa lo que hagan los rivales. Sólo nos preocupamos de nosotros mismos", sostuvo Mark van Bommel. Hamit Altintop también se mostró optimista. "Los demás están pasando por un buen momento. Nosotros hoy sólo logramos un 0:0, pero todo será diferente una vez que empecemos a jugar bien nuevamente", dijo el jugador turco después del partido contra el Frankfurt.

Kahn confiado de ganar el título

Otro que se mostró tranquilo el domingo fue Ottmar Hitzfeld. "Por supuesto que nos sentimos perseguidos, pero eso es normal porque somos los líderes. Nosotros sabemos aguantar esa presión", dijo el técnico bávaro y luego añadió: "Es peligroso tener tan temprano seis o siete puntos de ventaja porque los jugadores se relajan. Así se mantienen concentrados."

La próxima jornada de la Bundesliga promete ser emocionante. El Bayern tendrá que visitar al VfB Stuttgart. El actual campeón alemán superó la crisis inicial y lleva tres partidos consecutivos ganados. Por su parte, el Hamburgo visitará al Schalke 04 y el Bremen recibe al Karlsruhe que es uno de los mejores equipos de la liga jugando como visitante. El capitán del Bayern, Oliver Kahn, se mostró confiado en una entrevista con la revista alemana "kicker". "Al final de las 34 jornadas, nuestra calidad se habrá impuesto. Estoy convencido de que seremos campeones de Alemania", dijo el portero bávaro.