presentada por
Menú
Disolución del G14

'Estamos ante un futuro armonioso'

Karl-Heinz Rummenigge es el “ministro de exteriores” del Bayern y en el plano internacional ha logrado también un gran éxito para el Bayern y los otros clubes profesionales de Europa.

Hace tiempo que se viene discutiendo a puertas cerradas, pero el lunes se tomó finalmente una decisión en Zurich: el grupo de presión denominado G14, integrado por los principales clubes de Europa, se va a disolver y crear en su lugar una Asociación Europea de Clubes como parte de un acuerdo entre la FIFA, la UEFA y los equipos, según anunciaron el martes. “Estamos ante un futuro armonioso”, dijo el representante bávaro, un día después de la cumbre en Suiza.

El propósito principal y razón de la creación del G14 era defender los derechos de los clubes ante los reglamentos de la UEFA y la FIFA, que obligaban a los clubes a liberar a jugadores convocados por sus respectivas selecciones, ya sea en compromisos amistosos u oficiales para mantener el espíritu de que "todos los países, por pequeños que sean, puedan competir en igualdad de condiciones".

Compensaciones económicas

A partir de ahora los clubes recibirán una compensación económica por ceder a los jugadores cuando tengan compromisos internacionales. Es así que la UEFA aportará alrededor de unos 100 millones de euros para la Eurocopa de este año en Austria y Suiza y la para la de 2012 en Polonia y Ucrania para compensar a los equipos cuando cedan a sus jugadores internacionales. Eso significa un promedio de 4.000 euros por jugador, por día. Por su parte, la FIFA aportaría unos 110 millones de dólares, en el mismo sentido, para los mundiales de Sudáfrica 2010 y Brasil 2014. Por el gran número de jugadores de selección que posee, para el Bayern significa una justa compensación.

Nuevo calendario de partidos internacionales

“Es una buena solución. Contempla nuestros pedidos de hace años, de tener una participación en las ganancias de los grandes eventos para los que ponemos a disposición a los jugadores que nosotros pagamos. Es un paso en la dirección correcta“, dijo Rummenigge. A parte de las concesiones financieras, están previstas más concesiones respecto a lo deportivo.

Se cambiará el calendario internacional de los llamados “días de doble partido”. Hasta ahora los partidos se jugaban los sábados y miércoles. En el futuro serán los sábados y martes. Es algo por lo que Rummenigge luchaba hace tiempo. “Ahora tendremos un día más de recuperación para los internacionales. Es esencial, en especial para nuestros jugadores sudamericanos. Estarán más descansados para los partidos del campeonato”.