presentada por
Menú
'Final anticipada en Rusia'

El Bayern Múnich confía en la clasificación

La final de la Copa UEFA es el 14 de mayo en Manchester, pero dos semanas antes, el Bayern de Múnich tendrá su propia final en el estadio Petrovskiy de San Petersburgo. “Será una final anticipada. En San Petersburgo nos jugamos el todo o nada”, dijo el capitán bávaro Oliver Kahn, tras el empate 1:1 contra el Zenit, en el partido de ida de las semifinales del certamen europeo.

“El resultado no es óptimo. Nuestro objetivo era ganar”, lamentó el presidente de la junta directiva bávara Karl-Heinz Rummenigge, pero enseguida agregó: “No existe razón alguna para pensar que la eliminatoria está definida. Ya hemos superado otras situaciones complejas y estoy convencido de que en San Petersburgo lograremos la clasificación.“

Ribéry tuvo suerte

Pese a la ausencia de Luca Toni, actual goleador de la Copa UEFA, el Bayern realizó un excelente primer tiempo. Sobre todo la primera media hora “fue fantástica”, según Rummenigge. La apertura de la cuenta fue obra de Franck Ribéry (minuto 18), quien pese a perder un penal convirtió tras recibir el rebote. “Enseguida desperdiciamos muchas ocasiones de gol”, lamentó Uli Hoeness.

Por su parte, Ottmar Hitzfeld también alabó el primer tiempo de sus pupilos, pero criticó la cantidad de goles que se perdieron. “No supimos definir bien los contragolpes. Nos quedamos demasiado tiempo con el balón en los pies y queríamos entrar con él al arco rival. En muchas jugadas nos faltó decisión a la hora de definir”, analizó el técnico bávaro.

Se notó el cansancio

En el segundo tiempo se notó mucho el cansancio del equipo. “Hace meses que estamos jugando dos partidos por semana y por eso es difícil mantener un ritmo alto durante los 90 minutos”, sostuvo Rummenigge. “Los primeros 20, 25 minutos del segundo tiempo quitamos demasiado el pie del acelerador. Eso fue un error. Se notó el cansancio del equipo”, agregó Hoeness.

El Zenit San Petersburgo, que recién está empezando la temporada en Rusia, aprovechó el cansancio del Bayern y logró el empate 1:1, en el minuto 60, con un autogol de Lucio. “En el segundo tiempo entramos dormidos, no disputamos los balones divididos con la agresividad necesaria y le dejamos demasiado espacio libre al Zenit”, afirmó Hitzfeld y luego añadió: “Hoy quedó demostrado que el Zenit es un muy buen equipo.”

Eliminatoria abierta

A pesar del empate contra el actual campeón ruso, el Bayern viajará con confianza a disputar el partido de vuelta en San Petersburgo la próxima semana. “Jugaremos con nuestro mejor once. En la segunda vuelta de la temporada siempre hemos marcado por lo menos un gol. Por eso pienso que la eliminatoria está totalmente abierta”, dijo Rummenigge, quien espera que el regreso de Luca Toni le ayude al equipo.

Hoeness aseguró que ambos equipos tienen un 50 por ciento de posibilidades de llegar a la final. “Nosotros tendremos a Luca Toni de vuelta y ellos no podrán contar con la presencia de tres jugadores por suspensión”, recordó el director deportivo bávaro y a su vez afirmó que no cree que en Rusia se repita un partido tan dramático como el disputado en Getafe.