presentada por
Menú
Gran actuación de Lucio

Kahn: 'Es un defensa de primer nivel mundial'

Tras marcar el gol del empate parcial contra el Bochum, Lucio corrió hacia el banderín del córner a celebrar. Con las dos manos agarró su camiseta, besó el escudo del Bayern y abrazó a sus compañeros.

Sin duda, el tanto logrado por el defensor brasileño en el minuto 31, fue importante para el equipo, ya que iba perdiendo 0:1 y además había sufrido hace cuatro minutos la expulsión de Mark van Bommel (27.). "El partido estaba muy complicado en ese momento y el 1:1 fue la mejor respuesta", explicó Lucio.

21 goles en la Bundesliga

Cada vez que las cosas se le complican al conjunto bávaro, el brasileño saca fuerzas de flaqueza y empuja al equipo hacia adelante. Así como contra el Bochum. En repetidas ocasiones, Lucio salió jugando desde atrás con el balón dominado y permitió así generar jugadas en el ataque. El defensa central bávaro no sólo marcó el gol del empate transitorio, sino también inició con un centro la jugada del penal que Ribéry transformó en el 2:1.

El gol marcado al Bochum, fue el primero de Lucio en la Bundesliga, hace más de 17 meses. Además fue su 21er tanto en 202 partidos disputados en la división de honor del fútbol alemán. El último gol del brasileño en la Bundesliga, había sido en octubre del 2005, en el 2:1 sobre el Colonia.

Mentalidad ganadora

"Lucio es un jugador con mucho temperamento. Sobre todo cuando vamos perdiendo quiere subir y ayudar al equipo", reconoce Ottmar Hitzfeld, quien muchas veces le ha tenido que prohibir al defensa que suba al ataque. "Yo sé que mi principal labor es defender, pero una o dos veces en el partido tengo que poder subir", cree Lucio. Contra el Bochum, las subidas del brasileño fueron decisivas para finalmente poder dar vuelta el marcador.

"Lucio hizo uno de sus mejores partidos de la temporada. Jugó realmente bien", alabó Martín Demichelis a su compañero en la defensa bávara. "Cuando nos expulsaron a Mark, Lucio me miró y me dijo: Micho, ahora con mayor razón ganaremos", agregó el jugador argentino.

Defensor de primer nivel mundial

"La verdad es que jugué con el corazón", dijo Lucio después del triunfo ante el Bochum. Gracias a su entrega total y pasión, el capitán de la selección brasileña se ha transformado en uno de los mejores defensores del mundo. "Lucio está muy motivado. Eso se ve en cada partido. Para nosotros es un jugador muy importante. Es un defensa de primer nivel mundial", alabó Oliver Kahn al patrón de la defensa bávara.