presentada por
Menú
Schlaudraff se despide:

'No ha sido todo tan malo como muchos piensan'

Hace casi un año, Jan Schlaudraff fue presentado, en una conferencia de prensa, como nuevo refuerzo del Bayern. Este miércoles, el ex jugador del Alemannia Aachen nuevamente habló con los medios de comunicación en la ciudad deportiva del Bayern, pero esta vez para despedirse.

"Las cosas no se dieron como yo lo deseaba", reconoció Schlaudraff, quien durante todo el año se tuvo que conformar con ser suplente. La próxima temporada, el delantero alemán jugará en el Hannover 96. "Para el club y para mí lo mejor es que yo me vaya", agregó Schlaudraff consciente de que en Múnich no tiene futuro.

En 13 de 14 partidos ingresó como suplente

A pesar de la tristeza que siente por no haber jugado mucho, Schlaudraff se va tranquilo y para nada enojado. "Es cierto que este ha sido un año muy difícil, pero no todo ha sido tan malo como muchos piensan", aseguró el jugador de 24 años.

En total jugó 14 partidos (8 en la Bundesliga y 6 en la Copa UEFA), pero en 13 de ellos ingresó como suplente. Sólo una vez fue titular. El sábado pasado en Duisburgo. En partidos oficiales, Schlaudraff no pudo marcar un gol para el Bayern. Sólo logró anotar en partidos amistosos (5 partidos, 10 goles). Así como el martes en Darmstadt donde marcó siete goles.

Mucha competencia

Ottmar Hitzfeld explicó las razones del por qué Schlaudraff tuvo tan poca continuidad. "Las razones se llaman: Luca Toni, Miroslav Klose y Lukas Podolski. Cuando tienes a tres delanteros como ellos es muy difícil darle minutos a un cuarto atacante", reconoció el técnico bávaro.

Sin duda, la competencia en el ataque del Bayern fue demasiado grande para Jan Schlaudraff, quien reconoció no sentirse realmente parte del éxito logrado por el club este año. "Cuando logramos el ascenso a primera división con el Aachen, pude celebrar con ganas porque me sentía parte del éxito. Esta vez no ha sido así", dijo el delantero alemán.

Un nuevo inicio en Hanóver

Ahora Schlaudraff mira con optimismo hacia el futuro. En Hanóver, el delantero quiere recuperar el tiempo perdido en Múnich. "Lo que más quiero es jugar. Quiero ayudar para que el equipo se pueda afianzar en la medianía de la tabla. Pienso que el Hannover es un equipo con mucho potencial", afirmó entusiasmado Schlaudraff.