presentada por
Menú
Regreso de Japón

El FC Bayern recoge simpatías y reconocimiento

El viaje del Bayern de Múnich a Japón acabó como había empezado: con una tarta. Al llegar Juergen Klinsmann celebró su 44 cumpleaños, al regresar, dos días después, era Bastian Schweinsteiger quien cumplía 24. Junto a las felicitaciones de toda la expedición, el viernes por la mañana, a Schweinsteiger le esperaba una sorpresa: una tarta de chocolate y frambuesa y además por los altavoces de la sala de desayunos, sonó el "Happy Birthday". Al dejar más tarde el hotel para dirigirse al aeropuerto, el buen ambiente era general: la gira por Japón había salido muy bien.

"Pienso que la imagen que ha dejado el FC Bayern es muy positiva", comentó Klinsmann. Incluso el temido cansancio por jet lag y cambio de clima, no ha sido excesivo. "No hemos tenido demasiado estrés", dijo el director deportivo Uli Hoeness, que alabó especialmente "el bonito hotel" y el servicio ofrecido por Lufthansa. Además en Japón estaba todo perfectamente organizado. Klinsmann quiso al final agradecer especialmente "la amabilidad de los japoneses".

Felicitaciones al equipo

El entrenador del Bayern de Múnich también quiso transmitir sus "felicitaciones al equipo". "La manera como se ha presentado aquí el equipo, en el torneo de niños, en el entrenamiento y en el partido, ha sido ejemplar", remarcó Klinsmann. Las numerosas peticiones de autógrafos las ha atentido con paciencia y amabilidad y el club ha dejado un imagen de cercanía. "En el aeropuerto y en el hotel había muchos aficionados", informó Lukas Podolski.

También la victoria sobre el Urawa Red Diamonds por 4:2 en el estadio de Saitama, ha contribuido a dejar muy buena imagen del FC Bayern. "El partido ha sido por supuesto lo más importante", dijo Klinsmann, que se mostraba muy contento, no tanto por conseguir la primera copa, como por el buen juego que el equipo había ofrecido.

La firma de Klinsmann

Contra el equipo japonés, que se encuentra a mitad de temporada, se pudo ver ya claramente en el juego del Bayern de Múnich la firma de Juergen Klinsmann. "Sobre todo en la primera parte, hemos conseguido mantener un ritmo rápido, dejar correr el partido y crear ocasiones de gol", comentó el nuevo entrenador del FC Bayern. "Vinimos a Japón, para ver nuevos detalles y ha sido muy positivo".

Uli Hoeness valoró el viaje también como "muy positivo". "Hemos ganado confianza y hemos hecho publicidad para el Bayern de Múnich y el fútbol alemán”, dijo el director deportivo. Podolski está seguro: "Con el viaje el FC Bayern ha ganado muchas simpatías en Japón". Antes de comenzar el vuelo de 12 horas a Múnich, el equipo pensaba ya en la próxima visita a Japón. Klinsmann dijo: "Esparamos poder volver pronto".