presentada por
Menú
Noche de fiesta

600 invitados celebraron con Kahn

Ante 69.000 espectadores, Oliver Kahn se despidió del fútbol profesional en la Allianz Arena de Múnich. Luego junto a 600 invitados, el portero celebró el inicio de su nueva vida fuera de las canchas. Tras el final del partido de despedida, Kahn y sus seres queridos festejaron toda la noche en un restaurante ubicado al lado del "Teatro Alemán" de la ciudad de Múnich.

En la lista de invitados estaban entre otros el presidente de la federación de fútbol alemán, Dr. Theo Zwanziger, el presidente de la Liga de fútbol alemán (DFL), Reinhard Rauball, el director deportivo de la selección alemana, Oliver Bierhoff, el seleccionador alemán, Joachim Loew y los jugadores, el presidente de Baviera, Dr. Guenther Beckstein, el presidente del partido político CSU, Erwin Huber, Dr. Edmund Stoiber, el presidente de adidas, Herbert Hainer y por supuesto la directiva del Bayern compuesta por Karl-Heinz Rummenigge, Uli Hoeness y Karl Hopfner como también el entrenador del equipo Juergen Klinsmann.((

Muchos obsequios

El momento cúlmine de la fiesta fue cuando en su discurso Kahn le agradeció a todos los personajes más importantes que lo acompañaron durante su carrera. Entre ellos nombró a su amigo y entrenador de porteros, Sepp Meier, a su primer entrenador en el Karlsruhe, Winfried Schaefer y por supuesto también a Ottmar Hitzfeld.

"Oliver Kahn no es sólo el Bayern, Oliver Kahn es Alemania", alabó el presidente de la federación alemana, Dr. Zwanziger, al portero que disputó 86 partidos internacionales con Alemania. Además, Kahn recibió una serie de regalos, entre ellos un palo de golf por parte del presidente de Baviera Guenther Beckstein. Es sabido que el portero es un gran amante del golf.

Elogios de Hoeness

Tras múltiples discursos y homenajes, tomó el micrófono Uli Hoeness. El director deportivo del Bayern no sólo alabó las cualidades futbolísticas de Kahn, sino sobre todo destacó su gran personalidad fuera de la cancha. "Oliver siempre fue un ejemplo para todos los jugadores. Su comportamiento siempre fue ejemplar", dijo Hoeness y enseguida agregó: "Todos los jugadores jóvenes de hoy en día tienen en Oliver Kahn el mejor ejemplo de lo que es ser consecuente, disciplinado, trabajador y obsesionado por el éxito."

Hoeness también contó detalles de un encontrón que tuvo con Kahn el año pasado, cuando el portero desapareció de la fiesta de navidad. "Al día siguiente tuvimos una reunión en mi oficina y después de eso Kahn salió muy enojado y dio un portazo tan fuerte que pensábamos que se vendría abajo el edificio", contó el director deportivo bávaro y luego añadió: "Pero incluso eso hace que Oliver sea una persona tan especial e interesante para el Bayern."

Excelente ambiente((

A eso de las dos y media de la mañana finalizó la parte oficial de la fiesta, donde tocaron los grupos alemanes "Ich + Ich", "Die Prinzen", el cantante de ópera Paul Potts y Helmut Zerlett. Repito, la parte oficial de la fiesta finalizó a esa hora. La mayoría de la gente se quedó celebrando hasta altas horas de la madrugada.