presentada por
Menú
Podolski duda

Luz verde para Lahm y Schweinsteiger

A pesar del tiempo lluvioso, la asistencia el miércoles al entrenamiento público, de unos 400 aficionados, ha merecido la pena. No sólo han podido disfrutar de las evoluciones del primer equipo, sino también del filial del Bayern de Múnich. Juergen Klinsmann ha hecho jugar a un equipo contra el otro. A pesar de empezar perdiendo por 0:1, al final se impuso el primer equipo, compuesto por jugadores que el fin de semana no habían jugado los 90 minutos y por el invitado al entrenamiento Landon Donovan, por un contundente 6:1.

"Ha sido muy positivo“, comento tras el partidillo Klinsmann en conversación con fcbayern.de. El entrenador del Bayern de Múnich aprovechó para dar instrucciones tácticas al equipo. "A diferencia del partido contra el Schalke, queríamos llegar rápido al centro del campo y delante mantener una presión intensa” explicó el entrenador.

Klinsmann cuenta con Lahm

El objetivo ha sido, tener una mayor posesión del esférico. "Contra el Schalke les dejamos controlar demasiado el balón. Tenemos que conseguir recuperarlo, moverlo con seguridad y entonces en el momento adecuado, con el pase adecuado, hacer los goles”. En el entrenamiento ha funcionado bien, confirmó Klinsmann. "Se ha jugado muy bien y con mucha velocidad“.

El partido ha servido también para otras cosas. Como para que Philipp Lahm, que tras recuperarse de su lesión en el pie volvió el viernes a entrenar con el equipo, "recupere las sensaciones de un partido. Contamos con él para el partido del sábado desde el principio“, comentó Klinsmann con vistas al encuentro en Moenchengladbach.

Podolski corre

Además Bastian Schweinsteiger ha podido comprobar como responde su espinilla lesionada, "ante las exigencias de un partido“."Llevo todavía un vendaje y tengo que tener cuidado de no recibir golpes en la espinilla. Pero para el partido del sábado tendría que estar ya bien“, dijo el jugador de 24 años. Tampoco Klinsmann ve problemas para que Schweinsteiger participe en el partido del fin de semana.

Duda es sin embargo, si Lukas Podolski se encontrará bien para el sábado. El delantero sigue teniendo problemas de espalda, el miércoles sólo realizó un ligero entrenamiento basado en carrera suave. "Tenemos que ir poco a poco” comentó Klinsmann sobre la recuperación de Podolski.