presentada por
Menú
De Bayern, al Mundial

Ocho jugadores sueñan con Sudáfrica

En tiempo récord, Lucio dejaba el estadio Allianz Arena cuando aún no habían pasado ni 10 minutos del final del partido de local por la Bundesliga ante el Karlsruhe. El brasileño ya bañado y arreglado subió a su coche y partió con mucha prisa. Pocos minutos después, Martín Demichelis hacía lo mismo. El destino de ambos defensores: el aeropuerto de Múnich, desde donde la misma noche del sábado partirían rumbo a Sudamérica.

Ambos jugadores disputarán partidos para la clasificación del Mundial Sudáfrica 2010. Con el pentacampeón Brasil, Lucio deberá enfrentar el domingo a Ecuador en Quito y tres días después, la “Selecao” recibirá a Perú en Porto Alegre.

Demichelis, de local

Un partido muy especial le espera a Martín Demichelis y a Argentina, que el sábado enfrentarán en Buenos Aires a Venezuela. El partido se disputará en el “Estadio Monumental” de River Plate, club donde Demichelis se formó como jugador. Tres días más tarde, la “albiceleste” deberá enfrentar a Bolivia como local en La Paz, en un partido difícil a 3.600 metros de altura.

En el grupo sudamericano, Brasil ocupa el segundo lugar con 17 puntos y Argentina, el tercero, con 16, a siete del puntero Paraguay, con 23. Las eliminatorias se disputan con enfrentamientos entre todos los equipos, con partidos de ida y vuelta, y clasifican directamente para Sudáfrica los 4 primeros. El quinto equipo debe enfrentar al cuarto mejor de Norte y Centro de América y la zona del Caribe.

Los punteros a prueba

Philipp Lahm, Bastian Schweinsteiger y Lukas Podolski defenderán el liderazgo de Alemania (10 puntos) en el grupo 4 de la clasificación europea. El sábado enfrentarán en Leipzig a Liechtenstein (1), último del grupo, y cuatro días después en Cardiff al tercero, Gales (6). “Tenemos que ganar esos dos partidos”, dijo claramente Podolski.

Mark van Bommel podrá dar un paso casi decisivo hacia Sudáfrica. La selección del capitán del Bayern, líder del grupo 9 (9 puntos), recibirá en Ámsterdam a Escocia (4). Con una victoria y otra, cuatro días después en el mismo lugar ante Macedonia (3), el conjunto naranja se aseguraría la participación en el mundial, aún quedando tres partidos por jugar.

Partidos de ida y vuelta para Ribéry y Van Buyten

Muy diferente es la situación para el vicecampeón francés Franck Ribéry y su seleccionado. Con 4 puntos en tres partidos, el “equipo tricolor” se encuentra apenas en el tercer lugar del grupo 7, tras Serbia y Lituania (cada uno con 9 puntos, pero un partido más jugado). El sábado, en Kaunas, Francia podrá acortar la diferencia con Lituania y el miércoles siguiente en París, se disputará el partido de vuelta nuevamente contra el país báltico.

También para Daniel van Buyten y Bélgica se viene un doblete en la clasificación del grupo 5. Los “diablos rojos”, en tercer lugar con siete puntos detrás del campeón europeo España (12) y Turquía (8), enfrentarán dos veces en un lapso de cuatro días a Bosnia Herzegovina (6). El sábado será el partido de ida en Genk, cuatro días después el de vuelta en Zenica.