presentada por
Menú
La lucha a cuatro continúa

En Hoffenheim los tres puntos

Los aficionados llevarán los auriculares para oír la radio, leerán el teletexto o verán los resultados en directo en internet – cuando el sábado empiece el partido que juega el FC Bayern contra el TSG 1899 Hoffenheim, la atención no estará puesta sólo en este encuentro. Con gran expectación se estará también pendiente de lo que hacen al mismo tiempo Wolfsburg, Berlín y Stuttgart.

En el banquillo del FC Bayern en cambio no circulará esta información. "No le doy tanta importancia " a lo que vaya pasando en los demás estadios, dijo Jupp Heynckes. "Hay que concentrarse en lo que pasa sobre el terreno de juego y no estar pendientes de los demás campos". Pues en Hoffenheim para el campeón alemán sólo cuenta: "tenemos que ganar nuestro partido. Luego ya veremos".

Los goles no son prioritarios

Sólo dos goles separan al Bayern del VfL Wolfsburg a dos jornadas para el final de la temporada. Pero lo que puedan hacer el sábado para reducir esta diferencia, es ahora secundario. "Nuestro objetivo principal son los tres puntos", enfatizó Bastian Schweinsteiger. Pues el Bayern tiene la vista puesta no sólo en lo que pasa arriba, sino también en los que vienen por detrás.

Hertha BSC Berlín sólo tiene un punto menos y el VfB Stuttgart dos. Por lo que el Bayern de Múnich podría incluso acabar en cuarto lugar y con ello terminar jugando la Copa de la UEFA. "Tenemos que hacer todo para acabar jugando la Champions, ya sea por terminar primeros, segundos o terceros", aclaró Uli Hoeness, "contra el Hoffenheim se trata de ganar como sea".

Como contra el Leverkusen

Y eso será difícil. "Es una tarea, que es tan difícil como el último partido", dijo Heynckes, que pidió a su equipo, "continuar jugando, como se hizo contra el Leverkusen. La segunda parte contra el Leverkusen debe ser nuestra medida".

El entrenador ha analizado con mucho detenimiento el último partido del Hoffenheim. "Me ha impresionado como ha jugado el equipo", comentó sobre las dos victorias por 2:0 del equipo entrenado por Rangnick, contra el Colonia y el Bielefeld. "El Hoffenheim está en racha", dijo Heynckes y advirtió sobre la peligrosidad de su ataque. "Tenemos que mejorar más nuestra defensa", dijo. "Lo importante primero es no encajar goles".

Lucio otra vez en la derecha

Y eso que el entrenador tiene otra vez que improvisar con la defensa. Christian Lell, Hamit Altintop y Breno no están disponibles, por lo que jugarán en la defensa los mismos jugadores que ya lo hicieron el último partido, anunció Heynckes. O sea que Lucio volverá a ser defensa derecho y Daniel van Buyten central. Hoffenheim cuenta con muchos hombres altos. "Así que necesitamos alguien que vaya bien de cabeza como Daniel", explicó el entrenador.

"Queremos despedirnos de nuestros aficionados con un buen partido y luchando" dijo Ralf Rangnick. El estadio Rhein-Neckar-Arena presentará un lleno total, con 30.150 espectadores, pero se podrían haber vendido 70.000 entradas para la primera visita del Bayern de Múnich. Entre otras cosas porque "hay una cuenta pendiente", dijo el centrocampista Tobias Weis.

El partido del año

En diciembre ganó el Bayern por 2:1 en Múnich, gracias a un gol de Luca Toni en el tiempo de descuento. Con lo que el equipo igualó a puntos con el que terminaría siendo campeón de invierno. "Mañana habrá mucha emoción", opinó Heynckes, "pero no nos tenemos que dejar impresionar por ello". Tampoco hay que dejarse engañar por la mala segunda vuelta del Hoffenheim – ahora a doce puntos del Bayern- advirtió Schweinsteiger. "Para el Hoffenheim será el partido del año: por primera vez en casa contra el gran FC Bayern. Harán todo lo que puedan para ganarnos".

Pero tras tres victorias consecutivas los jugadores del Bayern están seguros de poder volver a ganar al Hoffenheim. "El equipo vuelve a estar más compacto, el FC Bayern es otra vez una unidad", dijo Heynckes, "creo que ganaremos en Hoffenheim".