presentada por
Menú
Oportunidad desaprovechada

Bayern, enfadado por 'derrota evitable’

El Bayern ha trastabillado por el momento en su lucha por colocarse en lo más alto de la tabla, y ahora la diferencia con los líderes, Hamburgo SV y Bayer Leverkusen, aumentó a seis puntos. Pero, tras la evitable derrota por 0-1 en el derby norte-sur ante el Hamburgo, en el club muniqués no reina la preocupación. “Tenemos que dejar de dramatizar resultados como un 0-1 en un muy buen partido”, opinó el manager Uli Hoeness, “de la forma que hemos perdido hoy, es aceptable perder en Hamburgo, esto no nos desespera”.

Ante 57.000 espectadores en el estadio Nordbank Arena, en un “excelente partido a muy alto nivel” (Hoeness), el Bayern tuvo mayor posesión del balón, aunque las mejores oportunidades las tuvieron los locales. Una de ellas fue aprovechada por Mladen Petric en el minuto 72 para convertir el gol que definiría el encuentro y con el que mantienen el liderazgo en la liga, luego de tres partidos consecutivos sin victorias, entre ellas la despedida de la Copa Alemana, tras la derrota ante el Osnabrück de la tercera liga.

“El Hamburgo es un gran equipo”, elogió el entrenador Louis van Gaal tras el encuentro. En este “excelente partido, en el que se vio mucha táctica”, su equipo realizó “un buen trabajo. Tuvimos muchas oportunidades, pero no logramos convertir ningún gol. Así que perdimos”, expresó el holandés, quien sabe lo que normalmente sucede en este tipo de encuentros. “El club que mete primero un gol, gana. En síntesis, una amarga derrota para nosotros”.

Durante gran parte del partido, las cosas se veían muy bien para los de Munich, que sorprendieron a los anfitriones con un gran planteamiento táctico: Van Gaal dispuso un sistema 3-3-3-1, en el que Breno, Daniel van Buyten y Holger Badstuber ocuparon la línea defensiva y que permitió a Philipp Lahm colocarse más en el centro de la cancha. De esta forma, sobre todo en el primer tiempo, el Bayern dominó el encuentro.

Lamentablemente tanto Arjen Robben (11’) como el ex jugador del Hamburgo, Ivica Olic (29’) desaprovecharon dos buenas oportunidades para poner en ventaja al equipo. Tendríamos que haber metido un gol en el primer tiempo, así hubiéramos tenido el partido bajo control y hubiéramos ganado. Lamentablemente dejamos pasar la oportunidad”, se lamentó Badstuber. Por otra parte, en el arco del Bayern, Jörg Butt evitó dos tiros de Boateng (31’) y Mathijsen (31’).

En el segundo tiempo, el Hamburgo -que tres días atrás, en el encuentro por la Copa Alemana ante el Osnabrück, tuvo que ir a penales luego de 120 minutos de juego- recuperó el aire y aumentó la presión. “Ahí es cuando perdimos la concentración”, opinó Lahm. Pero aún ya en desventaja “tuvimos claras oportunidades, para empatar el partido”, continuó. Él mismo tuvo una ocasión en el minuto 87 y poco antes, en el minuto 84, le fue anulado un gol a Klose por posición adelantada.

Por este motivo, todo el plantel del club muniqués estaba “muy enfadado” (Van Buyten)
por “haber perdido innecesariamente” (Badstuber) en un partido muy bueno y muy parejo. “Queríamos volver a casa con por lo menos, un punto. Y no lo logramos. Creo que un 0-0 hubiera sido un resultado justo”, dijo Van Buyten.

“Un empate hubiera reflejado mejor lo ocurrido en el encuentro”, opinó Hoeness, a la vez que no quiso dramatizar el hecho de que el Bayern haya descendido al sexto lugar en la tabla. “Es la séptima fecha de 34, no es para tanto”, continuó y agregó que siente que su club “se encuentra por el buen camino”. “Creo que tenemos razones para mantenernos tranquilos”.