presentada por
Menú
"Me sangra el corazón"

Brazzo no estará en su partido de “local”

El primer contacto se presentó pocos minutos después de haberse conocido los resultados del sorteo; Hasan Salihamidzic llamó a Uli Hoeness al móvil y le soltó una advertencia: “prepárate”. Honess cuenta sobre el ex jugador del Bayern que él está “muy feliz de que nos enfrentemos contra su equipo pues esa es una razón para regresar a Munich. Nosotros también nos alegramos de volverlo a ver”.

Bayern contra Juventus Turín, en la segunda fecha de la primera ronda de la Champions League, debería significar para Hasan Salihamidzic el retorno a su antiguo lugar de trabajo, donde durante nueve años vistió el uniforme del club de Munich acumulando 6 títulos alemanes, cuatro trofeos de la Copa Alemana, y un triunfó en la Champions League en el 2001 enfrentando en la final al Valencia en Milán. Luego de 234 partidos en la Bundesliga (30 goles) y 88 (10 goles) el máximo torneo de clubes, llegó el momento de asumir nuevos retos y por ello se marcho en el verano del 2007 atravesando los Alpes rumbo a Italia.

”Brazzo” será sólo espectador

Pero preciso en este juego de tanto significado para él, “Brazzo” debe contentarse con ser un espectador más, el bosnio llegó el martes a Munich con su equipo y firmó entusiasmado autógrafos, pero no formará por culpa de una infección en el tendón. “La frustración es enorme, me sangra el corazón, pero no hay nada que pueda hacer” dijo el volante que apenas ha podido absolver un compromiso en esta temporada contra el Livorno.

“Munich es mi viejo amor, de aquí extraño mis amigos y la comida” dijo “Brazzo” quien considera a Turín una ciudad “agradable” pero que abandona cada vez que puede con destino al norte. Salihamidzic siempre fue uno de los jugadores preferidos de la afición, tanto en el Estadio Olímpico como en el Allianz Arena, la gente lo recuerda cómo alguien que entregó lo mejor de sí para el club.

El pilluelo

“Él siempre fue un pilluelo que corrió mucho, habría sido interesante haber podido jugar teniéndolo como rival” dijo Schweinsteiger penando en el duelo con “Brazzo”, “cuando escuche que se había lesionado supe que su objetivo sería recuperarse para este partido; lamentablemente no lo logró, pro seguro que en el partido de vuelta nos vemos ls caras en la cancha”.

“Me duele no poder jugar para este público que tanto me apoyó. Jugar para ellos siempre fue un placer, de todas formas, me alegro de volver a verlos” dijo Salihamidzic, quien seguro que ya marcó con letras grandes en su calendario la fecha 8 de diciembre, que es cuando el Bayern va a Turín.