presentada por
Menú
Van Buyten al médico

Un Bayern ganador vs. un Hamburgo caído

La fecha de la Copa Alemana transcurrió al gusto del Bayern: primero, porque el club de Munich consiguió ingresar tranquilamente a los octavos de final venciendo 5-0 al RWO, segundo, porque el próximo rival en la Bundesliga, el Hamburgo, sufrió una “caída fuerte” (Bruno Labbadia) al ser derrotado 5-7 en definición por penaltis por el VfL Osnabrück de la tercera división. El entrenador Louis van Gaal cree que eso repercutirá en la “cumbre norte-sur”.

“Una derrota tiene su influencia en el partido siguiente” considera el entrenador del Bayern convencido que el líder del torneo aún tiene que masticar el resultado adverso, calificado por el entrenador Labbadia como “una noche de mier…”. En total son ya tres partidos en los que el Hamburgo no saborea el triunfo (2 derrotas y un empate) y ello, en opinión de Van Gaal, desestabiliza la confianza.

Para el partido más importante de la próxima fecha de la Bundesliga el entrenador del Bayern recalca que su equipo tiene “las mejores condiciones”. El balance reciente del Bayern muestra 5 victorias consecutivas y una diferencia de goles de +16, pero con ello el equipo todavía no llega a la meta pues el primer puesto está a 3 puntos.

El Bayern tampoco ha llegado a donde se pretende en materia de aplicación de la filosofía de Van Gaal: “Podemos jugar aún mejor, este es un proceso que dura, eso lo saben los jugadores. Ellos, sin embargo, van por el camino correcto” anunció el entrenador, quien sabe que responsables de esa situación son la difícil pretemporada y las lesiones de varios de los integrantes más importantes del club.

Van Buyten golpeado

A propósito de lesiones, a puertas del duelo contra el líder de la Bundesliga el Bayern tiene que temer la posible ausencia del actual jefe de la defensa, el belga Daniel van Buyten, quien tras el partido de la Copa Alemana aqueja problemas y hasta ahora sólo ha podido hacer entrenamientos individuales. El jueves el defensor central fue remitido a tratamiento bajo la supervisión del doctor Dr. Hans-Wilhelm Müller-Wohlfahrt; “tenemos que esperar, los otros están en buenas condiciones” fueron las palabras de Van Gaal, quien se alegra de que no haya otros jugadores con problemas.

Entretanto en Hamburgo el tema es la pantorrilla de Zé Roberto; el ex jugador del Bayern que este verano emigró al norte y con tres goles en seis partidos es una de las figuras del club líder del torneo, sufre de problemas musculares y su participación en el partido del sábado es un interrogante. “Espero recuperarme para poder jugar, quiero ganar ese partido” dijo el brasilero.