presentada por
Menú
Duelo con historia

Bayern, Manchester, Barcelona

El Bayern ha perdido sólo una vez contra el Manchester United, pero esa derrota, que ocurrió en el estadio Camp-Nou de Barcelona el 26 de mayo de 1999, es a la vez la más amarga en la historia del club alemán. Al terminar el minuto 90 la banca del Bayern, con el autor del gol Mario Basler a la cabeza, tenía listas las camisetas y las gorras en las que estaba inscrito “campeón”; Franz Beckenbauer se encontraba ya camino a la ceremonia de premiación acompañado por el entonces presidente de la UEFA, Lennart Johansson, y la leyenda del tenis, Boris Becker, quien cuenta: “cuando subimos al ascensor el partido estaba 1-0 para el Bayern, nosotros escuchábamos a lo lejos los gritos de alegría y pensamos que ya habían pitado el final; poco después, al bajarnos para emprender el recorrido hacia la cancha, vimos a los jugadores del ManU celebrando y a los del Bayern tirados en el piso, entonces pensé `maldición, empataron´ pero al mirar la pantalla el marcador anunciado era 1-2. Todos nos miramos y no podíamos creerlo”.

Escasos 100 segundos separaban al Bayern del que habría sido su máximo triunfo; en el tiempo adicional Teddy Sheringham (minuto 90+1) y Ole Gunnar Solksjaer (minuto 90+3) le dieron la vuelta al resultado; por supuesto que 11 años después ese 1-2 sigue siendo un tema cuando en cuartos de final se encuentran los muniqueses otra vez con el Manchester United. En la plantilla del equipo inglés aún hoy juegan 4 veteranos de aquella histórica jornada: Gary Neville, Ryan Giggs, Wes Brown y Paul Acholes, quien está suspendido por acumulación de tarjetas amarillas.

Invicto en Múnich y en Manchester

El cuarteto puede dar fe de lo difícil que ha sido para el Manchester United enfrentar al Bayern; la final de la Champions League en 1999 sigue siendo la única victoria de los ingleses sobre los alemanes, a cuyo favor está el balance de dos victorias y 4 empates. Tanto en Múnich como en Manchester el Bayern se mantiene invicto con una victoria y dos empates en cada ciudad; la final de hace 11 años se celebró en terreno neutral, en Barcelona.

Los rivales de Inglaterra son la especialidad del Bayern, especialmente en casa: en Múnich sólo se ha perdido una vez, contra Norwich City (1-2) en la primera ronda de la Copa UEFA de 1993/1994. El balance general contra equipos ingleses es de 11 triunfos, 12 empates y 8 derrotas.

Buen pronóstico

La última vez que el Bayern se enfrentó al Manchester United fue en la temporada 2001/2002 con resultados 1-1 en Múnich y 0-0 en Inglaterra; un año antes se habían medido en cuartos de final de la Champions League, con favorable resultados para los alemanes (1-0 en Manchester y 2-1 en casa), alcanzando la semifinal para luego salir campeón. ManU le trae buena suerte al Bayern en cuartos de final.