presentada por
Menú
3-2 ante Uruguay

El veterano Butt debuta en el Mundial

Campeón de Bundesliga, de Copa, subcampeón de Liga de Campeones y para cerrar la temporada de gran manera, el partido por el tercer puesto de la Copa del Mundo de Sudáfrica: para el portero Jörg Butt, la temporada finalizó estupendamente y con gran emoción. El entrenador Joachim Löw le dio la posibilidad al portero del Bayern, de 36 años, de terminar una temporada increíble en el partido ante Uruguay, el cuarto en la selección nacional. Y, con la victoria por 3-2 (PT 1-1), Butt mantuvo su invicto.

Siete años tuvo que esperar Butt para poder defender nuevamente la portería de la selección germana. El segundo arquero, Tim Wiese, estaba lesionado y Löw prefirió dejar al titular Manuel Neuer en el banco. Y con el número 22 en su espalda, el portero del Bayern fue el primero en salir a calentar en el césped del estadio Nelson-Mandela-Bay.

El internacional más veterano

“El entrenador y el equipo saben que pueden confiar en mi cuando me necesiten“, dijo Butt tras ser elegido titular. Tras la lesión de René Adler, fue seleccionado a último momento para la lista de 23 que viajarían a Sudáfrica, y en su partido ante Uruguay, el jugador más veterano del equipo disputó su primer partido como titular. Vestido de rojo, casi no tuvo acción en los primeros 25 minutos.

En los contragolpes reaccionó seguro, un tiro libre de Diego Forlán (7') pasó justo por encima del arco. En el minuto 25, Butt tuvo suerte de que Per Mertesacker sacara un cabezazo de Forlán. Pero el portero de 1,91 metros de altura no pudo hacer nada para detener un preciso tiro de Edinson Cavani (28'). Inmediatamente después, se remangó la camiseta y alentó a sus compañeros para que no se dieran por vencidos.

Grandes paradas

Tras la pausa, Butt demostró por qué el Bayern le prolongó su contrató por un año más, hasta fines de 2011, para que siga siendo el portero del Bayern: si bien no pudo hacer nada para detener el tiro de Forlán del 2-2, en el minuto 51, paró perfectamente el balón ante Cavani y Luis Suárez dos veces en pocos segundos. Demostró también gran velocidad de reacción al detener un tiro desde media cancha de Suárez en el minuto 62, y también ante Forlán se vio su calidad estando ya en el suelo (65').

Hasta ahora, Butt había jugado tres veces en su carrera en el seleccionado, pero siempre entrando como reemplazante: el 7 de junio de 2000 en Freiburgo en el 8-2 ante Liechtenstein, el 27 de marzo de 2002 en el 4-2 ante EE.UU en Rostock y el 1º de junio de 2003 en el 4-1 ante Canadá en Wolfsburgo. Ya en la Eurocopa 2000 y en el Mundial 2002, ocupó el tercer puesto sin quejarse y Löw ahora lo recompensó por su paciencia, como hizo anteriormente con Oliver Kahn en 2006.