presentada por
Menú
Primer gol en el 6º partido

Nuevo paso de Badstuber con Alemania

La defensa de Azerbaiyán no se lo puso muy difícil. Holger Badstuber se plantó totalmente sólo en el área y remató de cabeza al fondo de las redes para colocar el 5:1. Parecía como si Sadigov, Agdam y compañía le tuvieran mucho respeto al central alemán de 1,89, quien normalmente no ha tenido tanta libertad a la hora de rematar los saques de esquina.

Para Badstuber el gol tiene un significado muy especial, ya que ha sido el primero que consigue con la selección alemana. El jugador del FC Bayern ha necesitado 6 partidos para conseguirlo. Sólo un dato, Arne Friedrich, al que el jugador de 21 años del FCB sustituyó por lesión el pasado sábado en la victoria lograda en Bélgica, necesitó 77 partidos para marcar su primer gol con Alemania.

1 gol, 1 asistencia

Tras un gol y una gran asistencia, Badstuber recibió el reconocimiento del seleccionador Löw tras la victoria alemana por 6:1. "Aprovechó los espacios libres y creo buenas ocasiones en ataque", comentó el entrenador. "Nunca había vivido un partido así, en el que toqué tanto el balón y pude presionar arriba" afirmó Badstuber tras el encuentro.

Dado que el ataque de Azerbaiyán se mostró muy poco incisivo, Badstuber se implicó en la construcción del juego con pases muy inteligentes. "Si tengo tanto espacio, soy responsable de la construcción de juego", reconoció el jugador nacido en Memming y afirmó que se siente más cómodo jugando como central: "Siempre he dicho que mi fuerte es ser central. Es mi verdadera posición."

Fase de aprendizaje

En el FC Bayern tuvo que disputar varios partidos como lateral zurdo. También sus primeras comparecencias con la selección alemana fue en esa posición, entre otros partidos ante Australia y Serbia en el pasado Mundial. Tras la derrota ante los balcánicos por 0:1, Löw no lo volvió a utilizar en el resto del torneo.

Badstuber no se desmoralizó, quizás porque su entrenador le había dejado claro que en esta temporada jugaría como central zurdo. Hermann Gerland ya lo había utilzado en la posición del "6" en el filial para que mejorara algunos conceptos futbolísticos.