presentada por
Menú
Bayern desea

¡Feliz navidad y prospero año nuevo!

¡Queridos seguidores del Bayern!

El año se acerca a su final y esta es siempre una buena época para dar una mirada retrospectiva a los últimos 12 meses. El 2010 fue muy positivo para el Bayern Múnich, en mayo ganamos por vigésima segunda oportunidad el campeonato alemán, el 15 del mismo mes, en una extraordinaria final contra el Bremen, conquistamos la Copa Alemana y con ella, por octava vez en la historia del club, el doblete; también podemos estar contentos con nuestro desempeño internacional.

El 22 de mayo nuestro equipo, después de 9 años, disputó nuevamente la final de la Champions League; luego de las estupendas actuaciones en octavos de final contra el AC Florencia, en cuartos de final ante el Manchester United, y en la semifinal con el Olímpico Lyon como rival, tuvimos que resignarnos a una derrota 0-2 en Madrid frente al Inter Milán.

Al evaluar la primera vuelta de la temporada 2010/2011 hay que hacer diferencias: en la Champions League el equipo se clasificó a la siguiente ronda como primero en su grupo ya en el quinto partido y allí, en octavos de final, tenemos la oportunidad, a finales de febrero y principios de marzo, de obtener la revancha sobre el Inter Milán por la derrota del pasado mes de mayo, y de paso acceder a la fase de cuartos de final.

En la Copa Alemana también estamos cumpliendo un buen papel, gracias a la victoria 6-3 sobre el Stuttgart de hace un par de días logramos el paso a los cuartos de final y enfrentaremos a finales de enero al Alemannia Aquiguncia. Aquí también existe la posibilidad de tomar revancha de un equipo contra el que recientemente en dos ocasiones hemos tropezado.

En la Bundesliga tenemos que aceptar autocríticas y anotar que el equipo ha estado por debajo de las expectativas en la primera vuelta del campeonato. 13 de nuestros jugadores participaron en el verano en el Mundial de Fútbol de Sudáfrica, la mayoría de ellos hasta los partidos finales. Valga aquí felicitar a los jugadores de nuestra selección nacional por su tercer lugar, así como a nuestro subcampeón holandés.

Pero estos triunfos tuvieron su precio, luego de un exigente torneo era para todos nosotros claro que la primera parte de la temporada tendría sus escollos, entre ellos el tener que prescindir por culpa de una lesión grave de los servicios de Arjen Robben. A él se sumaron otras muchas bajas de jugadores importantes, lo cual le impidió al equipo encontrar el ritmo que se había exhibido en la primavera.

Los 14 puntos que nos separan del líder de la Bundesliga, el Dortmund, y la posición 5 en la clasificación, no son exactamente lo que se espera del Bayern; sin embargo, sólo son cuatro puntos los que nos separan de un puesto de clasificación directa a la Champions League y estoy seguro que en la segunda vuelta el equipo, y su indiscutible calidad, se recuperará y nos entregará positivos resultados. Clasificarnos directamente a la Champions League es el objetivo mínimo de los próximos meses y no me cabe la menor duda que si el equipo mantiene el buen rendimiento de las últimas jornadas, y los jugadores se conservan sanos, todavía hay posibilidades en la lucha por el campeonato.

Al finalizar el año quiero agradecerles a todos ustedes, los aficionados, no sólo por haber seguido nuestros partidos sino también por ser parte de la familia del Bayern. Igualmente quiero también en nombre de mi colega de la mesa directiva, Karl Hopfner, presentar mis agradecimientos a Uli Hoeness y Herbert Hainer como cabezas visibles del club, así como al entrenador Louis van Gaal y todo el cuerpo técnico, al director deportivo Christian Nerlinger y al departamento médico que conduce el doctor Hans-Wilhelm Müller-Wohlfahrt.

Un agradecimiento especial merece la presidencia del FC Bayern Múnich, su presidente Uli Hoeness, su presidente honorario Franz Beckenbauer, los vicepresidentes doctor Fritz Scherer y Bernd Rauch, así como el consejo administrativo con Eckhart Müller-Heydenreich y el ex presidente del estado de Baviera doctor Edmund Stoiber.

No quiero dejar de mencionar a todo el personal de nuestras oficinas, a los trabajadores honoríficos, a nuestros socios publicitarios Telekom, adidas y Audi, al estadio Allianz Arena y a los encargados del orden y la seguridad.

Permítanme desearles a todos una feliz navidad y un prospero año 2011.

Suyo, de corazón

Karl-Heinz Rummenigge
Directivo
FC Bayern Múnich AG