presentada por
Menú
'Valor y al toro'

Guantes, cremas & suelas especiales contra el frío

El calendario parece haber sido benévolo con el Bayern, pues el próximo partido como visitante se disputará bajo un clima más suave que el frío siberiano que azota a gran parte de Alemania. Entre -7 y -10 °C se registraron estos días en la ciudad deportiva del Bayern.

Con gorros, guantes, cremas facias y varias capas de ropa intentaron los jugadores del Bayern completar los entrenamientos bajos las extremas temperaturas provenientes del norte de Rusia. “El frío es brutal”, comentó un Franck Ribéry que llevaba puestos dos pares de guantes. Ivica Olic, que ha jugado en Rusia, indicó: “Se tarda bastante en calentarse. Luego va bien.”

No hay peligro para la salud

Tal como Heynckes resaltó, las temperaturas siberianas crean unas “condiciones complicadas”. Pero el frío debe ser combatido con el lema: “¡Valor y al toro! Somos hombres.” Tras haber hablado con el departemento médico del club, Heynckes sabe que no había ningún peligro para la salud: “Hasta 14 ó 15 grados bajo cero se puede jugar al fútbol, incluso cuando no es óptimo.”

Heynckes recordó la experiencia vivida el año pasado, cuando con el Leverkusen se enfrentó a las temperaturas más bajas en el encuentro de Europa-League ante el Metalist (Ucrania). “La sensación era de -30°C. En realidad fueron -18”, comentó el técnico del Bayern. Un par de meses antes, el Leverkusen jugó ante el Rosenborg en Trondheim (Noruega), “allí tuvimos -20° C. Ganamos ambos partidos.”

Los remedios de Heynckes

Aunque las temperaturas que esperan en Hamburgo tampoco serán muy buenas, pues se han suspendido casi todos los partidos que se juegan en dicha ciudad. Heynckes tiene que claro que más que los jugadores, serán otros los que peor pasen viendo el partido: “Con esas temperaturas no es un disfrute.”

Heynckes posee un remedio infalible para jugar en Hamburgo: suelas recalentadas. Algo que “funcionó muy bien” en Leverkusen. Olic animó a sus compañeros a “entrar calientes desde el primer minuto cuando comience el partido.”