presentada por
Menú
'A medio camino'

El Bayern golpea primero

La puerta de la final en el Allianz Arena ha quedado un poco abierta, ahora el FC Bayern tiene que abrirla del todo. Tras el muy “emocionante” (Karl-Heinz Rummenigge) y “pasional” (Jupp Heynckes) 2:1 (1:0) logrado en la ida de las semifinales de la Champions-League ante el Real Madrid, el sueño de jugar la final en campo propio el 19 de mayo sigue vivo.

“Queríamos ganar en casa y lo logramos. Ahora tenemos un buen punto de partida”, afirmó el capitán del Bayern, Philipp Lahm, tras el “partidazo cara a cara. Tenemos la posibilidad de jugar la final en nuestro estadio. Todos queremos lograrlo.” El director deportivo Christian Nerlinger recordó que: “Estamos a medio camino. Será de nuevo un duelo complicado, pero tenemos ganas de jugarlo. La situación de partida es muy buena.”
El Bayern ofreció una más que merecida victoria a los 66.000 espectadores que abarrotaron el Allianz Arena merced a uno de las mejores actuaciones de la temporada. “Creí en la victoria hasta el final”, resaltó Mario Gomez, quien con el 2:1 en el minuto 90 certificó la 9ª victoria como local en 10 partidos ante el Madrid en Champions-League. “No debemos soñar, tenemos que trabajar mucho para poder alcanzar la final.”

Heynckes celebró especialmente el hecho de haber vencido a un equipo aún imbatido esta temporada en Champions League. “Mi equipo hizo un trabajo muy duro”, indicó el técnico del Bayern, quien además valoró que su equipo fuera capaz de demostrar sobre el campo “las ganas, la pasión y el hambre de éxito” necesarios.

Y eso que el Real Madrid controló el partido durante el primer cuarto de hora, hasta que Franck Ribéry adelantó a los locales en el minuto 17. Tras el tanto, el Bayern tomó el mando y ofreció “un rendimiento extraordinario y lleno de concentración”, tal como recalcó Nerlinger a posteriori. Aunque la calidad blanca quedó reflejada en el empate logrado por Mesut Özil en el 53.

“ El Real Madrid ha demostrado que son un gran equipo. l final, la suerte estuvo de nuestro lado y ganamos 2:1.”, resumió el directivo del Bayern Rummenigge y destacó el gol logrado por Gomez en el último suspiro. “Todos trabajaron por sus compañeros. Esa fue la clave del éxito”, destacó Jérôme Boateng. Manuel Neuer, por su parte, comentó: “Se ha visto lo que todos los que estábamos sobre el césped queríamos. Hasta el último minuto.”