presentada por
Menú
Después de su gran regreso

Gómez 'no quiere precipitarse'

La pequeña Lea estaba muy contenta. La recogepelotas del FC Falke Markt Schwaben acababa de asegurarse un trofeo especial: el balón del partido amistoso del FC Bayern contra el equipo de la sexta división. Pocos segundos antes Mario Gómez había marcado el penalti que lanzó, lo que suponía el 0-3 en el marcador. Y había chutado tan fuerte contra la portería que el balón perdió aire y lo dejo inutilizable.

Y parecida alegría a la que tenía la pequeña debía tener también el goleador Gómez. Después de 101 días recuperándose de una lesión el delantero celebraba con este partido su regreso a los terrenos de juego, y no sólo marcó ese gol, sino tres más, además de jugar los noventa minutos sin ningún tipo de molestias. „Mario ha jugado muy bien“, alababa Jupp Heynckes a su jugador. También el presidente de la directiva Karl-Heinz Rummenigge se alegraba por Gómez: „Ha trabajado muy duro para volver“.

Volver a jugar con los compañeros

Dos a la izquierda, dos a la derecha – Gómez repartió sus goles en su primera prueba después de tres meses. Y aunque el partido para lo que quedaba de equipo „no fue muy exigente“, como Gómez reconoció al día siguiente, el delantero estaba muy contento de por fin volver a jugar con sus compañeros „después de su primera operación“.

Cuando volverá el torero de 27 años a rematar goles en un partido oficial con el FC Bayern, no lo podía todavía decir. „Que no estoy al cien por cien, está claro“, reconoció Gómez. Pero no quiere precipitarse. „Poco a poco“ quiere ir haciéndose con el ritmo necesario. „Cuando me sienta suficientemente bien y el entrenador también lo vea así, contará conmigo“, dijo Gómez.

Rebosa fuerza y ganas de jugar

Jugar antes de tiempo „no tiene sentido. No sirve de nada jugar estando al 75 o al 80 por ciento“, después de todo lo que quiere „es poder ayudar al equipo“. Hasta que llegue ese momento, tampoco Heynckes necesita precipitarse, pues tiene a su disposición a los jugadores más goleadores de la Bundesliga. 32 goles ha marcado el Bayern en las primeras onces jornadas, ocho de ellos los ha marcado el pichichi de la competición, Mario Mandzukic. Y Claudio Pizarro con sus tres goles ante el Lille en la Champios demostró „que no se le ha olvidado marcar goles“, como dijo Heynckes.

Así que mucha competencia para Mario Gómez, aunque el delantero después del intenso trabajo de recuperación rebosa fuerza y ganas de jugar: „Siempre lo he dado todo y he marcado goles importantes. Y eso lo volveré a hacer cuando esté al cien por cien“, dijo muy confiado el pichichi de 2011. „Compito con delanteros muy, muy buenos desde hace ocho años y siempre me he impuesto. Lo volveré a hacer esta vez“.