presentada por
Menú
'Funciona todo'

Alegría tras una victoria con mucha moral

22 tiros a puerta y sólo 4 en contra, 12 saque de esquina por uno del rival, 24 centros al área y 75% de posesión. El FC Bayern dominó las estadísticas del duelo ante el Fortuna de Düsseldorf con claridad. Sin embargo el equipo muniqués no supo reflejar la superioridad en el marcador pues al final se impuso con un ajustado 3-2 (1-1) tras remontar en dos ocasiones.

“El partido de hoy ha demostrado de nuevo que los partidos no se ganan antes del pitido inicial. Pero ha estado apretado. He de destacar el partido del Fortuna. Nos han complicado la vida”, resaltó Jupp Heynckes tras los 90 minutos.

Hasta en dos ocasiones se adelantó sorprendentemente el cuadro visitante ante los 71.000 espectadores del Allianz Arena merced a los goles de Mathis Bolly (16´) y Andreas Lambertz (71´). “ hemos estado muy cerca no sólo de enfadar al Bayern sino de llevarnos algo de aquí”, resaltó el técnico del Fortuna Norbert Meier. Pero Thomas Müller (45´), Franck Ribéry (73´) y Jérôme Boateng (86´) evitaron con sus tantos la primera derrota de 2013.

“La primera media hora jugamos de manera muy pasiva, no corrimos, no tuvimos mordiente y no hicimos las transiciones como estamos acostumbrados”, así analizó Heynckes la primera parte de los suyos. El Bayern se mostró especialmente espeso ante la portería contraria. “Parecía como si hoy estuvieramos embrujados”, comentó Müller en referencia a las numerosas ocasiones desperdiciadas.