presentada por
Menú
"Gran carácter"

Récord del Bayern pese a las condiciones adversas

Los jugadores descansaban ya en sus habitaciones tras el esfuerzo que supuso disputar los 90 minutos sobre el helado terreno moscovita, mientras Pep Guardiola seguía hablando con Uli Hoeneß, Karl-Heinz Rummenigge y Matthias Sammer en la sala del hotel en la que se celebró la tradicional cena pospartido. Los 4 responsables del club muniqués brindaron con una copa de vino tinto por el 1-3 ( (0-1) cosechado ante el CSKA, por la quinta victoria en 5 jornadas de la fase de grupos de la Champions League y por el nuevo récord del club muniqués: décima victoria consecutiva en la máxima competición continental. “Mi más sincera enhorabuena. Hemos superado al Barcelona y ahora poseemos el récord solos”, afirrnó Rummenigge durante su discurso.

En estos momentos el FC Bayern se está mostrando imparable. Tampoco las ausencias o las condiciones climáticas del terreno de juego de ayer parecen poder frenarle. “Este partido también ha mostrado el gran carácter que tiene este equipo”, indicó un Guardiola “muy contento” con la actuación de los suyos en el Arena Khimki, porque pese a algunos “descuidos” (Thomas Müller) en el comportamiento defensivo, lograron imponerse en la capital rusa con los tantos de Arjen Robben (17´), Mario Götze (58´) y Müller (65´/de penalti).

“Uno casi no tenía control”

Sobre todo teniendo en cuenta que el equipo llegaba a Moscú ya clasificado para octavos de final de la Champions y tras la exhibición realizada ante el Borussia de Dortmund en la Bundesliga (0-3). A ello, hay que unirle las condiciones del terreno de juego, “nada fáciles”, tal como resaltó Rummenigge. Guardiola también recordó la dificultad extra durante la rueda de prensa: “El césped estaba muy resbaladizo, era complicado y peligroso.”

Por su parte Götze, uno de los goleadores de la noche, describió el estado del terreno de juego como “no el mejor”. Manuel Neuer, uno de los destacados merced a varias estiradas espectaculares, reconoció haber preferido jugar ayer como jugador de campo para poder estar en contínuo movimiento. El Hombre del partido, Robben indicó al respecto: “Pasar aún se podía, pero regatear.... Uno casi no tenía control.” El holandés aprovechó su presencia ante los medios para recordar que “hemos pasado página al partido de Dortmund.”

Green cumple su sueño

Pero las duras condiciones se cobraron una baja: Philipp Lahm. El capitán tuvo que abandonar el partido en el minuto 30 por un desgarro muscular en el muslo. En su lugar entró Thiago. En estos momentos la enfermería del club se encuentra bastante llena, tal como describió Robben: “En estos momentos podemos rotar poco.”

Aunque eso abre la puerta a los jovenes talentos de la cantera. Ayern, por ejemplo debutó disputando sus primeros minutos en la Champions League el atacante de 18 años Julian Green. El canterano describió como “un sueño” y “una sensación increíble” la experiencia vivida en Moscú. “Lo he dado todo en los minutos que he jugado. Creo que estuve bien. El viaje ha merecido la pena”, indicó Green con una gran sonrisa en el rostro.

El sábado llega el Braunschweig

El canterano aún no sabe si entrará en la convocatoria del sábado para recibir al Eintracht Braunschweig en la Bundesliga. Lo que si es seguro es que el Bayern no lo tendrá nada fácil. “Primero contra último, siempre es una combinación extraña”, advirtió un Robben que no se fía de la situación clasificatoria del cuadro de Baja Sajonia.

Por eso el holandés propuso: “Debemos tener cuidado. Tenemos que seguir apretando.” Tras lo visto en Moscú, los aficionados del Bayern pueden estar seguros de que sus jugadores pondrán toda la carne en el asador.