presentada por
Menú
Trofeos, júbilo, emociones

Un “orgulloso” Bayern celebra un “año increíble”

¡Qué imagen! Este miércoles por la noche 4 trofeos presidieron la Junta General Anual de accionistas del FC Bayern München e.V. Mejor imposible. ¿O quizás sí, Karl-Heinz Rummenigge? “Querido Pep, tienes un cometido”, afirmó el directivo pensando en el Mundial de clubes del próximo mes de diciembre, “espero que lo consigas. Aún hay un poco de espacio en el escenario.” Los 3.573 socios presentes en la sala aplaudieron mientras Guardiola sonrió observando, al igual que todos los presentes en la sala, la colección de títulos que había sobre la mesa.

“Fue un año increíble, que todos los que nos sentamos aquí pudimos vivir juntos”, recordó Rummenigge. “Quizás haya sido la época más bonita e impresionante de los 113 años de historia del FC Bayern. Creo que nunca antes resultó tan bonito ser aficionado del FC Bayern”, aseguró un Rummenigge que además recordó que ni siquiera el mítico Bayern de los 70 logró el triplete.

Hoeneß se mostró en la misma línea: “No se creerán lo orgulloso que estoy de este club. En el extranjero se habla con una gran admiración del FC Bayern”. No es por tanto casualidad que el club muniqués vaya a inaugurar una oficina en Nueva York y otra en Shanghai. “Porque allí también quieren ver fútbol del bueno”, comentó bromeando el presidente. Hoeneß continuó su discurso con una mención especial a Jupp Heynckes.

“Super-Bayern, Super-Bayern”

También Pep Guardiola, fue recibido con una ovación. El técnico español se sentó en la primera fila y siguió con atención el transcurso de la junta. Rummenigge se mostró convencido de que “nos vamos a divertir mucho con Pep, vamos a tener muchas alegrías y éxitos”. El directivo además no dudó en mandar un mensaje a su técnico: “No te dejes presionar querido Pep, esa suele una norma aquí.”

Otro de los momentos destacados de las casi 4 horas que duró el evento, fue la reproducción de parte del documental “Wembley - Football is coming hoam”, que trasladó de nuevo a los asistentes a la final de la Champions-League 2013. El clásico cántico “Super-Bayern, Super-Bayern”, inundó el Audi Dome. 

Sin duda gran parte de los éxitos logrados en la 2012/13, Supercopa incluída, se debe al apoyo de los aficionados. Algo que saben bien los dirigentes del FC Bayern: “Nuestros aficionados nos regalaron un bonito espectáculo durante la final de la Supercopa de Praga, y sin pirotecnia”, indicó Hoeneß, “me siento orgulloso cuando miro a todos los lados y veo a los aficionados cantando y saltando.” Por su parte Rummenigge se mostró contento “con la actual armonía existente en la relación con los aficionados”

Además de los éxitos deportivos, el club presentó unas cifras espectaculares en lo económico: una facturación récord de 432,8 millones y 14 millones de ganancias (tercera mejor marca de la historia del club). Pese a ello, Rummenigge quiere pensar ya en el futuro: “Esta temporada el equipo está jugando de primera clase, en gran parte espectacular. ” Quizás en 2014 el espacio estará igual de apretado o más en el escenario del Audi Dome.