presentada por
Menú
A darlo todo

Bayern llegó a Marruecos

¡La misión por alcanzar el último título del año ha empezado! Apenas cuatro horas después de haber conquistado el campeonato de invierno en la Bundesliga el Bayern se embarcó en un avión con destino a Marruecos, a donde arribó pasada la medianoche. El dueño del Triple aterrizó en Agadir, bajo una agradable temperatura de 12 grados centígrados, aproximadamente a la una de la madrugada. “Queremos lo que este año aún nos falta” declaró Karl-Heinz Rummenigge refiriéndose al título en el Mundial de clubes.

“Queremos ganar este título, pero eso no es algo que se consiga fácil” dijo el directivo bávaro poco antes de despegar con destino a Marruecos. Tras haber ganado la Bundesliga, la Copa Alemana, la Champions League y la Supercopa de Europa, el Bayern podría en una semana sumar un quinto título en este 2013.

“No hay dudas que este título no tíene en Alemania un gran reconocimiento. Eso es quizás el resultado de que los clubes alemanes no lo han ganado con frecuencia”, contó Rummenigge. El directivo ha sido parte de los dos títulos mundiales que el club ha logrado hasta ahora, el de 1976 como jugador, y el del 2001 como funcionario. “En otros continentes este título tiene más valor. Nuestro equipo lo dará todo para ganarlo”, agregó.

23 jugadores convocados

Pep Guardiola, que como entrenador ya ha conquistado el Mundial de Clubes de la FIFA, en el 2009 y el 2011, llevó a Marruecos a todos los jugadores que tenía a disposición. Solo faltan los lesionados Arjen Robben, Bastian Schweinsteiger y Holger Badstuber, quienes seguirán la competencia desde Múnich. A la convocatoria, compuesta por 23 jugadores, fue invitado el juvenil delantero Julian Green.

En Marruecos el Bayern tendrá casi a diario sesiones de entrenamientos y conferencias de prensas en el programa. Después del aterrizaje en Agadir el equipo ingresó al hotel y la consigna para el domingo es dormir hasta tarde y descansar. Solamente entrada la tarde se realizara una práctica leve. El martes será la semifinal en Agadir contra el campeón chino Guangzouh Evergrande.

El miércoles el Bayern se trasladará a Marrakech, donde el sábado (a las 17:30 ó 20:30) disputará su último partido. El domingo el equipo regresará a Múnich, donde inmediatamente se despedirá en una merecidas vacaciones de invierno.