presentada por
Menú
"Se puede jugar muy sueltos"

Al Bayern le da “alegría” el Dortmund

Fue un partido que costó mucha energía, mental y física. Hace bien que el despertador no haya sonado tan temprano el jueves, el día después del partido contra el Manchester United. El entrenador Pep Guardiola le concedió la mañana libre a los jugadores, que se reunieron en la tarde en la sede deportiva del club para recuperar fuerzas, estirar las piernas cansadas, o practicar un poco, como fue el caso de Javi Martínez y Bastian Schweinsteiger, ante la mirada de un buen número de aficionados.

El partido de cuartos de final de la Champions League ya es cosa del pasado, otras tareas esperan. El viernes a mediodía se sorteará la semifinal del torneo continental, y el sábado el Dortmund, segundo en la clasificación de la Bundesliga, estará de visita en Múnich. “Por supuesto que queremos ganar, no hay dudas al respecto, queremos mantener el ritmo de competencia” dijo Mathias Sammer a FCB.tv.

Además, está de por medio “el prestigio”, como dijo Thomas Müller, mientras Philipp Lahm añadió “este es el partido más esperado porque se enfrentan dos equipos que en la historia reciente ha protagonizado duelos muy intensos”. Karl-Heinz Rummenigge predijo “se van a ver cosas en la cancha”.

Aún así, hay que tener en cuenta lo que precisó Toni Kroos: en la Bundesliga “ya todo está decidido, nosotros somos los campeones alemanes sin importar el resultado del sábado. Nosotros podemos jugar muy sueltos”. Esto podría ser una ventaja con miras al partido de semifinal de la Copa Alemana, contra el Kaiserslautern, a mitad de semana.