presentada por
Menú
Bienvenido donde el campeón

Bayern, con todo contra el Dortmund

Los recuerdos aún están frescos. La final de la Champions League del 2013 es de todas formas inolvidable. También el último duelo contra el Dortmund en la Bundesliga, el pasado 23 de noviembre, estuvo lleno de emociones que los aficionados del Bayern degustaron. Mario Götze silenció los pitos en su contra, en la que era su casa, anotando un gol de ensueño. Arjen Robben y Thomas Müller aumentarían la ventaja. ¡3-0 en Dortmund! Repetir ese marcador no le molestaría a nadie en Múnich.

Una cosa es fija: el Bayern arde por las semifinales de la Copa Alemana, contra el Kaiserslautern, y de la Champions League, contra el Real Madrid, y es posible meterle más leña a ese fuego. “Jugaremos lo mejor posible. Somos un gran equipo, pero solo cuando tenemos que darlo todo. Si nos tomamos el partido con calma el Dortmund no nos va a dejar ningún chance” dijo Pep Guardiola.

Por supuesto que en el subconsciente está presente el hecho que “la Bundesligaya se terminó” y que el Bayern jugará el sábado siendo ya el campeón de Alemania. “Pero Dortmund es Dortmund, eso es algo especial. Ellos demandan nuestra concentración. Será una gran prueba”, contó Guardiola.

“Cansados pero en forma”

Además, se trata también “del prestigio”, anotó Karl-Heinz Rummenige. “Acabo de estar con el equipo y todos y todos tienen ganas de ganar. El entrenador también”. Guardiola tendrá sin embargo que prescindir de algunas de sus estrellas: Thiago, Xherdan Shaqiri, Diego Contento y Holger Badstuber están lesionados. “Los demás están quizás cansados, pero en forma”, reportó el entrenador con una sonrisa.

Dortmund, que todavía no asegura el segundo puesto en la Bundesliga, tiene también bajas sensibles. El entrenador Jürgen Klopp tiene en su lista de lesionados los nombres de Neven Subotic, Marcel Schmelzer, Sven Bender, Ilkay Gündogan y Jakub Blaszczykowski. De otro lado, al rival no le ha caído bien la programación del juego. “Este es un sensacional momento para jugar contra el Bayern: entre Madrid y Wolfsburgo”, dijo Klopp con ironía pensando en el juego de semifinal de la Copa Alemana del próximo martes.

De todas formas, no “se va a regalar nada”, declaró el entrenador del Dortmund. “Tenemos que primero mirar quién puede jugar, y quién no. Queremos tres puntos que nos harían mucho bien”, dijo. El Bayern se opondrá a ello, así cómo lo hizo en la primera vuelta del campeonato.