presentada por
Menú
"El mejor del mundo"

Neuer mantiene a Alemania en el camino

En el último segundo el brazo derecho de Manuel Neuer se levantó como un relámpago y detuvo el violento disparo de Karim Benzema. Esa fue la última intervención del arquero alemán en su partido número 50 con la selección y ella se vio como la de un campeón del mundo que mantuvo el estrecho 1-0 salvando a los agotados compañeros de la defensa.

“Tengo que detener el balón” comentó el jugador de 28 años la atajada que todos elogiaron, en especial porque el tiro lo hizo el campeón de la Champions League con Real Madrid Karim Benzema. Neuer también brilló manejando el espacio en toda su área, y aportando su calidad en la apertura del juego. “En el caso de Benzema tengo que contar con que él va a disparar al arco pues a él le gusta resolver rápido, por eso estaba preparado para la situación”, contó el arquero.

22 veces invicto

Después de su gran aparición como libero en el partido de octavos de final contra Argelia, cuando sus acciones de rescate fuera del área fueron tan importantes, esta vez Neuer pudo concentrarse en las tareas típicas de un arquero como él. No solo el seleccionador Joachim Löw se deshizo en elogios para el arquero que completa ya 22 partidos sin encajar goles en contra: “Es un sentimiento increíble cuando la defensa sabe que cuenta con un arquero que domina el área a la perfección, es excelente debajo de los tres palos, y fuera de su territorio también comunica seguridad con sus calidades como jugador de campo”.

Para Löw Neuer, por lo menos desde el Mundial del 2010 en Sudáfrica, hace parte de “los mejores del mundo”, si no “el mejor del mundo”. El portero, que tiene casi dos metros de altura, irradia “una gran tranquilidad que en la cancha se traduce en mucha seguridad y confianza”, alabó el seleccionador alemán a su jugador tras el partido en el mítico estadio de Maracaná. 

'Todo empieza de cero'

Sus compañeros de equipo, en especial los del Bayern Münich, ya no se soprenden con las excelentes actuaciones del arquero. “Yo no quiero pararme ante la prensa después de cada partido para contar el gran arquero que es Manuel Neuer. Eso lo digo desde hace años”, dijo el capitán de Alemania Philipp Lahm. “Nosotros sabemos que cuando llegue el momento, Manuel estará allí” contó Toni Kroos y hay que darle la razón, basta recordar el minuto 34, cuando el portero detuvo con un grandioso reflejo un disparo de Mathieu Valbuena a muy corta distancia. “Estamos felices de tenerlo” afirmó Kroos respecto al casi “invencible”.

Las comparaciones con el excelente Oliver Kahn del 2002, que en el Mundial de Japón y Corea ascendió a su posición como “Titán”, son inevitables. En aquel torneo Kiahn solo permitió un gol en los primeros seis partidos y lamentablemente cometió un único error, en la final contra Brasil, en el gol de Ronaldo, que decidió el partido que terminó 0-2.

Hasta ahora, en Brasil, Neuer ha recibido tres goles. Pero ahora, el martes en Belo Horizonte, en la gran revancha contra el anfitrión por esa final en el 2002, el arquero quiere hacerlo aún mejor que Kahn. “Todo empieza de cero”, aseguró. Él conoce muy bien a los brasileños, no solo a su compañero en el Bayern Dante, quien podría jugar por el suspendido capitán Thiago Silva. La victoria sobre Francia le ha reafirmado a Neuer la confianza en llegar a la final del Mundial: “Hemos llegado así de lejos superando a un buen equipo, eso es una señal positiva para nosotros”, recalcó.