presentada por
Menú
Gran recibimiento en Münster

El Bayern no dio opción a la sorpresa

Pocas veces había vivido algo así el Bayern. Tras el 1-4 cosechado ante el SC Preußen en la primera ronde de copa, la la afición local no sólo buscó los autógrafos de los hombres de Guardiola a la salida del estadio, sino que despidió a la expedición muniquesa en el aeropuerto de Münster.

“Felicito a mi equipo por su seriedad“, indicó Pep Guardiola tras un partido en el que los suyos se encontraron frente a un rival que, pese a jugar tercera, intentó buscar constantemente la espalda del Bayern a la contra. Algo que consiguieron durante el primer cuarto de hora, tal como señaló el propio Pep Guardiola: “Hasta el gol de Mario Götze nuestro rival había sido mejor“.

El jugador de 1,76m de altura cambió el devenir del partido con su tanto de cabeza a los 19 minutos. Ese tanto fue “importante“, describió un Götze que no dudó en reconocer la valentía local. Sin embargo, el Bayern, mucho más asentado sobre el terreno de juego, amplió su ventaja gracias al gol nº 100 de Thomas Müller con la camiseta bávara (0-2, 29´).

“Podríamos haber marcado más goles“, comentó Müller tras un partido en el que la superioridad ofensiva del Bayern fue patente:  22 disparos a puerta. Uno de ellos, de David Alaba desde 20m, acabó en el fondo de la redes en el minuto 52. El golazo del austriaco sentenció definitivamente la eliminatoria y premió el “mejor juego“ de los muniqueses en la segunda parte, tal como Guardiola resaltó. Poco después, en el minuto 73, Claudio Pizarro hizo el cuarto tras una buena jugada colectiva.

“Hoy no dimos opción a la sorpresa“, aseguró Holger Badstuber.  El defensa canterano disputó su primer partido oficial con el Bayern tras 259 días alejado de los terrenos de juego.  En el último minuto del choque Rogier Krohne hizo el gol del honor local desde los once metros tras unas manos de Boateng (89´). En la acción posterior Robert Lewandowski (90´ ) cayó claramente derribado en el área, pero el polaco estrelló su penalti contra el portero local.

Guardiola se mostró “contento“, aunque recordó: ”Se ha visto que aún nos falta tiempo.”  Algo que también sabe el capitán Philipp Lahm:  “Todavía no estamos al 100%, pero uno necesita los partidos para alcanzarlo.“ Tras la victoria ante el Münster, el Bayern pudo por tanto viajar con “una buena sensación a casa”, señaló Badstuber. Sobre todo, tras la bonita despedida que le regalaron los aficionados en el aeropuerto.