presentada por
Menú
Junto a 1.000 aficionados

Robben lleva el título de la Bundesliga al Museo del Bayern

El sábado lo recibió el Capitán, Philipp Lahm. Ayer domingo, Sebastian Rode lo pudo alzar en el balcón del ayuntamiento en Múnich. Y hoy lunes fue Arjen Robben quien tuvo el honor de compartir el título de la Bundesliga con cerca de 1.000 aficionados y llevarlo al Museo del Bayern en el Allianz Arena. “Este es ‘el’ trofeo. Para esto luchas y trabajas cada día”, declaró el holandés. “El equipo se merece un enorme reconocimiento. Lo hemos hecho muy bien, ha vuelto a ser una temporada exitosa.”

Robben, que se ha perdido la recta final de la temporada por problemas musculares, se ejercitó hoy por la mañana en la Säbener Straße para acelerar su regreso. Después, se dirigió al Museo del Bayern (Erlebniswelt) en el Allianz Arena con el título de la Bundesliga, donde le esperaban con premura cerca de mil aficionados. “Él” era el invitado sorpresa que se había anunciado. Tras una pequeña charla, Robben depositó el trofeo en una vitrina y firmó autógrafos.

Robben quiere irse de vacaciones “en perfecto estado”

“Da igual si has ganado uno, dos o más títulos. Siempre es algo especial, es algo que hay que disfrutar”, relató el atacante holandés. Robben, a diferencia de sus compañeros, no ha hecho las maletas y ha partido de vacaciones. “Me ejercitaré un par de días más, para irme de vacaciones en perfecto estado y poder empezar la próxima temporada a tope.”