presentada por
Menú
Todo comenzó en marzo de 1997

La construcción del Allianz Arena - una crónica

¿Construir o reformar? ¿Fröttmaning o Riem? Mucho se discutió hasta que el Allianz Arena comenzó a crecer en el suelo del norte de Múnich. Con motivo de su 10 aniversario, fcbayern.es resumen la historia de su construcción.

Marzo de 1997: al Bayern le va bien en el terreno deportivo. El equipo de Giovanni Trapattoni está de camino al campeonato y los aficionados quieren un estadio nuevo. "Ver fútbol debería ser divertido para todos y suponer una experiencia genial" dijo el presidente del Bayern Franz Beckenbauer. Pero un nuevo estadio es una opción cuestionada por la ciudad de Múnich, cuyos dirigente se decantan por una reforma del estadio olímpico.

Septiembre de 1997: el consejo del FC Bayern prefiere la construcción de un estadio propio. Deberían invertirse unos 500 millones de marcos alemanes. La ciudad sigue con la idea de la reforma del estadio olímpico.

Enero de 2001: el FC Bayern y el TSV 1860 forman una alianza para la construcción de un nuevo coliseo. 66.000 plazas y una arquitectura moderna son el objetivo para el futuro de los espectadores. Pero primero la ciudad debe encontrar una localización para el mismo.

Julio de 2001: ¿Riem, Freiham, Fröttmaning, Olympiapark Süd o Hochschulsport como emplazamiento? Esos son las cinco localizaciones en consideración. La elección es finalmente Fröttmaning. La decisión final la tomará el pueblo de Múnich mediante un referéndum.

21 de octubre de 2001: "Estadio en Fröttmaning. ¿Sí o no?" Una amplia mayoría de los muniqueses (65,8%) apoya la construcción del estadio. ¡Ya nada se interpone en la construcción del moderno estadio!

8 de febrero de 2002: se adjudica el proyecto a los arquitectos Jacques Herzog y Pierre de Meuron. El concurso en el que participaron ocho proyectos fue reñido. Tras un mes de discusiones fue la idea de un estadio iluminado de los arquitectos suizos la que se impuso. Y una decisión más: la aseguradora Allianz AG (en principio hasta el 30 de junio de 2021) se hace con el derecho a nombrar el estadio. El nuevo hogar del Bayern se llamará Allianz Arena.

21 de octubre de 2002: ¡Se pone la primera piedra! Ante la presencia del ministro de interior Otto Schily, el ministro presidente de Baviera, Dr. Edmund Stoiber y el alcalde de Múnich, Christian Ude, se coloca la primera piedra del estadio bajo el cielo de Fröttmanig.

26 de marzo de 2004: se completa el armazón del estadio según lo planeado. En un acto conmemorativo se vierten los últimos 4,5 metros cúbicos de cemento.

26 de mayo de 2004: se monta en la zona de la curva sur la primera de las 2.760 planchas rómbicas. Casi un año después (8 de marzo de 2005) se monta la última de ellas.

5 de julio de 2004: se terminan las obras estructurales de la explanada y el aparcamiento. En el plazo de unos 14 meses se construye el mayor aparcamiento de Europa, con casi 10.000 plazas.

21 de octubre de 2004: ¡Se ilumina la fachada por primera vez! En la primera prueba de iluminación se alumbran en rojo, blanco y azul 120 de las posteriormente 1.056 planchas.

16 de abril de 2005: en sólo dos días de trabajo se cubren los 72 por 111 metros de cancha con 8.000 metros cuadrados de tepes de césped.

18 de abril de 2005: se montan los dos letreros de Allianz Arena. Cada uno tiene letras de hasta cuatro metros y pesan entre 250 y 500 kilogramos.

30 de abril de 2005: dos años y medios después de colocar la primera piedra, la constructora entre el Allianz Arena a su propietario, München Stadion GmbH. Cuatro días más tarde se abren también las calles aledañas y la parada de metro Fröttmaning.

19 de mayo de 2005: los equipos de veteranos de FC Bayern y TSV 1860 ponen a prueba el estadio antes de su apertura oficial. También en su primer partido se cuelga el "no quedan entradas". 30.000 espectadores presencian la victoria de los leones. El primer gol del Bayern lo consigue Wiggerl Kögl. El vicepresidente Karl-Heinz Rummenigge dijo después: "cuando estás sobre el césped se siente algo sublime."

30 y 31 de mayo de 2005: la primera parte de la apertura oficial del estadio tiene lugar con un partido entre el 1860 München y el 1. FC Nürnberg. Al FC Bayern le toca el domingo. Franz Beckenbauer realiza el simbólico saque inicial. El Bayern se impone 4-2 al combinado nacional alemán. Sebastian Deisler marca el primer gol de un profesional en el estadio. "Ahora estoy esperando que llegue cada partido en este estadio. Ha sido para nosotros un éxito extraordinario" afirma Beckenbauer. "Es un estadio de categoría mundial."