presentada por
Menú
Visita al Schalke 04

El Bayern quiere continuar con su racha

Toca meter el esprint final. Después del último parón internacional de este año, el FC Bayern empieza el sábado su última serie de encuentros antes de la pausa invernal. Los de Pep tienen que enfrentarse a ocho partidos en las próximas cuatro semanas, antes de que lleguen las totalmente merecidas vacaciones de navidad. Para empezar toca visitar al FC Schalke 04, una tarea díficil.

“El Schalke siempre está entre los mejores, por lo que será un partidazo”, dijo Philipp Lahm, el capitán, antes del partido contra los quintos de la liga. Los muniqueses, que no conocen la derrota en esta temporada,  quieren seguir con su racha y aumentar la distancia con el segundo de la tabla antes de la pausa invernal. “Una cosa está clara: viajamos para llevarnos los tres puntos”, sentencia Lahm. “Queremos jugar como lo hacemos últimamente. Si lo conseguimos, lo normal sería ganar”.

Guardiola advierte sobre el Schalke

A pesar de que los objetivos deportivos han quedado esta semana en un segundo plano tras los actos terroristas de Paris, todo vuelve poco a poco a la normalidad. “No es fácil, para mí, para nadie lo es. Somos humanos, cuando pasa algo así, es difícil aceptarlo, analizarlo e interpretarlo”, dijo el técnico, Pep Guadiola, el viernes antes de empezar la última sesión de entrenamiento previa al encuentro de este fin de semana. “Pero tenemos que seguir con nuestras vidas”.

Y así prepara la visita al Veltins-Arena Guadiola, minuciosamente, como cualquier otro partido: Analizando vídeos de partidos del Schalke, así como con sesiones de entrenamiento pensadas para que el equipo se acomode al juego del club del Ruhr. “Nos vamos a centrar al cien por cien en nuestro trabajo”, aclaró Guardiola, que además advierte sobre “uno de los equipos más peligrosos de la liga”, que además tiene “muchas alternativas”  ofensivamente hablando.

El Schalke tiene muchas ganas del partido

“Tienen un muy buen equipo, jóven. Pueden hacernos daño. Espero que podamos continuar con la racha que teníamos antes del parón internacional” declaró Thomas Müller. Tras la vuelta de los jugadores internacionales, Guardiola podrá contar para el partido en Gelsenkirchen con 17 jugadores y 2 porteros, pero Thiago será baja por su lesión en la rodilla.

Después de 6 partidos oficiales consecutivos sin llevarse los 3 puntos, el Schalke se enfreta a, en palabras de Müller, “un partido en casa, con sus seguidores, están entre la espada y la pared”. Por eso el Schalke ha trabajado a conciencia: “Tenemos que jugar con el corazón, con pasión, pero no podemos permitirnos errores”, dijo el entrenador del Schalke, André Breitenreiter. “El FC Bayern es uno de los mejores conjuntos del planeta, con mucha calidad en cada uno de sus jugadores. Cada error será castigado”.

 Los de Gelsenkirchen volverán a contar con su capitán, Benedikt Höwedes, el máximo goleador de los últimos dos partidos contra el Bayern, en los que en ambos consiguió el gol del empate. El campeón del mundo jugará a pesar de su fractura en el cuarto metacarpiano de la mano derecha. “Esta listo para volver al terreno de juego. La lesión de la mano no le afecta", dijo Breitereiter . Su equipo ha trabajado durante la semana “muy concentrado y enfocado. Definitivamente tenemos muchas ganas de que llegue este partido".