presentada por
Menú
“Siempre se pudo contar con él”

¡Muchas felicidades! Franz Roth cumple hoy 70 años

Franz Roth se aseguró una hoja en la historia del FC Bayern desde su primera temporada en el club. En la final de la Recopa de Europa de 1967 contra los Glasgow Rangers, Roth –en esa fecha con 21 años de edad-, anotó el 1-0 definitivo en el tiempo añadido, haciendo que el Bayern conquistara su primer título internacional. Hoy, casi 49 años más tarde, Franz –“Bulle”, el toro- cumple 70 años.

“Querido Bulle, en nombre del FC Bayern, te deseo lo mejor en tu cumpleaños”, expresó Karl-Heinz Rummenigge en un mensaje por vídeo dedicado al cumpleañero. “Fuiste un gran e importante jugador del Bayern de Múnich, con el que siempre se pudo contar –especialmente en la final de la Recopa de Europa”, recordó Rummenigge. “¡Muchas gracias por todo lo que has hecho por el FC Bayern!”.

Roth quedara en la memoria colectiva especialmente por las finales en la antigua Copa de Campeones de Europa (predecesora de la actual Liga de Campeones) de 1975 contra el Leeds United -victoria por 2-0 en la que Bulle se encargó de anotar el 1-0 y abrir camino hacia el título- y de 1976, en la que anotó de lanzamiento de falta el único gol de la final ante el Saint-Étienne. “Marcar esos goles tan importantes fue maravilloso”, rememora Roth, uno de los pilares del equipo que formaba junto a Franz Beckenbauer, Gerd Müller y Sepp Maier. “Fue una época maravillosa con un equipo fantástico”.

Asentado en la región de Allgäu, al sur de Baviera y a los pies de los Alpes, donde lleva junto a su hijo dos tiendas de artículos deportivos, Roth es un hombre de trato simpático. Casi cada una de sus frases va acompañada de una carcajada. En contraste, Bulle era en el campo duro como el acero. Incluso dentro de su propio vestuario. “Empecé a ponerme antes las espinilleras porque sabía que si Franz [Roth] se enfadaba conmigo,  me mandaría al suelo”, contó una vez Uli Hoeneß. “El entrenamiento era una lucha por sobrevivir. Y así me formé de maravilla”.

Su extraordinaria potencia en el disparo nos dejó dos historias curiosas. En un partido contra el Rapid de Viena hizo un agujero en las redes de la portería rival. “El balón entró por la escuadra, pero el árbitro no concedió ningún gol”, explicó Roth. “Después fuimos a la portería y vimos que la red se había roto. Entonces el árbitro sí que concedió el gol”. Otra historia ocurrió en el antiguo campo del Bayern, el Grünwalder Stadion, donde Bulle hizo caer el reloj del estadio. “Yo no lo derribé”, se justifica Roth. “Di a la tabla en que estaba sujeto el marcador. El reloj estaba ahí. Solo hizo un poco de ruido”.

“En el Bayern sabía que todo iría bien”

Una fuerte impresión causó este hijo de campesinos en su primer entrenamiento con el Bayern en 1966, hace 50 años. “Ahí hay uno que tiene fuerza como un Muh”, le describió el antiguo entrenador del Bayern Zlatko Čajkovski –Čik- cuando volvió de jugar con la selección alemana el Mundial en Inglaterrra. “Ese animal lo llamamos ‘toro’ y no ‘muh’”, le corrigió otro portento, Sepp Maier. Y así es como nació el apodo que aún hoy acompaña a Roth.

En 322 partidos de Bundesliga, Roth corrió, luchó, lo dio todo y marcó goles para el FC Bayern. Aunque su principal tarea era contener a los rivales, el internacional alemán (4 partidos con la ‘Mannschaft’) anotó también 72 goles. En la lista histórica de mejores jugadores del FC Bayern, ocupa el puesto número 12.

Doce años militó Roth con los colores del Bayern (1966-1978), recibiendo ofertas en el extranjero de equipos como el AC Milán o los Grashoppers de Zúrich. “No hay ningún equipo mejor en toda Europa. ¿Por qué debería cambiar?”, razonó en su momento Roth. “Siempre hay jugadores que por algo más de dinero cambian de equipo y entonces no están contentos. Aquí en el Bayern sabía que todo iría bien”.

Con su nieta al Allianz Arena

Por primera vez abandonó el Bayern a la edad de 32 años para jugar un año en Austria, en el Casino Salzburg, cerrando su exitosa carrera jugando en el SV Sandhausen, equipo amateur. Entonces regresó a su región de origen, Allgäu. Hasta le fecha de hoy, Roth se ha mantenido estrechamente ligado al Bayern y va a ver los partidos en el Allianz Arena. Su última cita fue la semifinal de Copa contra el Werder Bremen (victoria por 2-0), en la que su nieta Fina entró de la mano de Philipp Lahm, actual capitán del equipo. Hoy hay máxima expectación, y contamos con su empuje. ¡Muchas felicidades en tu cumpleaños, Bulle Roth!