presentada por
Menú
7:1 ante el Hoffenheim

Festival goleador del Bayern

¡El Bayern ha sumado su victoria 900 en la Bundesliga a lo grande! Los hombres de Heynckes han superado claramente al Hoffenheim este sábado con un 7:1 (5:0) en la 25ª jornada de la Bundesliga. Con este resultado el cuadro muniqués logra quitarse la espina de la última derrota liguera ante el Leverkusen, se asienta en el segundo puesto y afronta con mucha moral el partido de vuelta de octavos de final de la Champions League del próximo martes ante el Basilea.

Los 69.000 espectadores que acudieron esta soleada tarde al Allianz Arena disfrutaron con el monólogo futbolístico del Bayern. Gomez (5´/35´/ 47´), Robben (12´/ 29´), Kroos (18´) y Ribéry (58´) materializaron en forma de goles el vendaval muniqués que pasó por encima del Hoffenheim. El tanto del honor visitante lo marcó Luiz Gustavo en propia puerta en el 85. Además Schweinsteiger volvió a jugar tras 4 semanas lesionado.

Alineaciones:
Heynckes introdujo un sólo cambio en el once que cayó derrotado hace una semana en Leverkusen. Rafinha no se recuperó a tiempo de su proceso gripal y el técnico del Bayern confió en Alaba como lateral zurdo, lo que posibilitó la entrada de Ribéry en el once inicial como extremo en esa misma banda. Pero sin duda la gran novedad estaba en el banquillo: Bastian Schweinsteiger regresó a una convocatoria tras haber estado cuatro semanas baja.

Por su parte el técnico del Hoffenheim, Markus Babbel, presentó tres novedades en el once que empató la jornada pasada ante el Colonia. Por Beck, sancionado, Lakic, lesionado, y Johnson entraron Williams, Vorsah y el ex del Bayern, Edson Braafheid.

Transcurso del partido:
Rummenige había exigido “pasión, cabeza y carácter” a los jugadores del FC Bayern, y eso pudo verse desde el primero minuto de juego. El equipo local encerró al Hoffenheim en su área con un fútbol de altos quilates basado en rápidas combinaciones, muchas aperturas a banda y una gran presión en las contadas ocasiones que perdieron el balón. Además, de cara a puerta el equipo entrenado por Heynckes se mostró letal en los primeros 35 minutos de partido. Gomez y Robben, ambos con sendos dobletes, y Kroos, dejaron sentenciado el choque en la primera mitad.

La segunda mitad arrancó con un cambio en las filas del Bayern. Tymoshchuk entró por Boateng. Su lugar en el eje de la defensa lo ocupó Luiz Gustavo, mientras que el ucraniano jugó como medio centro defensivo. El Bayern no acusó esa variación táctica y en la primer ocasión del segundo tiempo Gomez marcó el 6°, de nuevo de cabeza (48´). Ocho minutos más tarde Heynckes decidió sustituir al delantero, que se llevó una ovación del Allianz Arena. En su lugar entró el croata Ivica Olic.

Tras el 7:0, obra de Ribéry, Heynckes también retiró a Müller del terreno de juego y dio entrada a Schweinsteiger, que reaparecía tras varias semanas lesionado. Todo le salía a perdir de boca a un Bayern que seguía haciendo disfrutar a sus aficionados con múltiples ocasiones de gol, aunque con una velocidad menos. La Champions empezó a aparecer en la mente de los profesionales del Bayern. De ahí al pitido final, el Hoffenheim merodeó el área Neuer y tras un error de Luiz Gustavo, Babel logró el 7:1 definitivo.