presentada por
Menú
0-2 en Núremberg

La eficacia del Bayern decide un derbi muy intenso

El FC Bayern saldó la siempre complicada visita al 1.FC Núremberg con una trabajada victoria que le mantiene con 13 puntos de ventaja sobre el 2° clasificado (Bayer Leverkusen). El cuadro de Guardiola no completó hoy su mejor partido, en gran parte debido a la intensidad defensiva y la presión local, pero hizo gala de su efectividad y calidad arriba para decantar el duelo ante un rival que hasta hoy había contado sus partidos de la segunda vuelta por victorias. Con el 0-2 (0-1) cosechado en Núremberg, el Bayern suma ya 18 victorias tras las 20 jornadas disputadas en la actual temporada.

Mario Mandzukic adelantó al Bayern cuando peor lo pasaban los suyos (18´) en un estadio Grundig hasta la bandera. En la segunda mitad Philipp Lahm amplió la ventaja visitante en el primer disparo a puerta de la reanudación (49´). El capitán del Bayern acabó así con una sequí goleadora que ascendía ya a 95 partidos sin ver puerta. El once muniqués gestionó perfectamente su renta hasta el final del partido, pensando seguramente ya en el compromiso copero del miércoles ante el Hamburgo SV.

Alineaciones

Pep Guardiola afrontó el derbi con 2 cambios en el equipo que se impusiera claramente al Eintracht Frankfurt el pasado domingo (5-0). Ambos en banda. En la derecha, Müller entró por Shaqiri, mientras que en la izquierda Robben sustituyó al lesionado Franck Ribéry. El holandés regresaba al once inicial por primera vez desde la herida profunda sufrida en el duelo copero contra el Augsburgo de principios de diciembre. Cabe destacar además el retorno de Javi Martínez a la convocatoria tras haber superado las molestias que venía arrastrando en las últimas semanas. El centrocampista comenzó desde el banquillo. 

Si las cosas funcionan, para que cambiarlas, debí pensar seguramente Gertjan Verbeek a la hora de preparar la visita del Bayern. El entrenador del Núremberg repitió exactamente el mismo once que se impuso en Berlín hace una semana (1-3).

Mandzukić deshace el nudo

El arranque de la edición 188 del derbi Núremberg – FC Bayern no defraudó para nada. Tal como esperaba Guardiola, el Núremberg propuso un choque muy intenso desde el pitido inicial. Los locales, espoleados por la grada y la confianza que le han dado las 2 recientes victorias cosechadas en la Bundesliga, dispusieron de las primeras ocasiones claras del encuentro. Ginczek se topó con Manuel Neuer a los 120 segundos, y poco después Kiyotake estrelló su acrobático remate contra el larguero (4´). El Bayern lo pasaba mal ante la batalla física que le proponían los locales a lo largo de todo el terreno de juego. La adelantada presión de los hombres de Verbeek imposibilitaba una salida de balón cómoda a los muniqueses. Boateng y Dante buscaban constantemente los desplazamientos en largo, pero Mandzukić se perdía en el duelo con los centrales locales.

Hasta el minuto 18, cuando en la primera jugada trenzada del Bayern, el delantero croata envió al fondo de las mallas un buen centro de David Alaba (18´). El 0-1 asentó al equipo de Guardiola, y poco a poco Thiago, Götze y cía. empezaron a hacer circular el esférico con más tranquilidad en busca de los espacios. Robben, de libre directo, y Müller (32´) pudieron ampliar la ventaja a la media hora, pero la madera evitó el segundo tanto visitante. El Núremberg no varió su propuesta y, basados en un gran rendimiento defensivo, buscaron el empate a la contra, aunque es cierto que los minutos finales de la primera mitad, los locales carecieron de ocasiones dignas de mención. El 0-1 que lucía al descanso en el electrónico del Grundig Stadion hacían prever una segunda parte más que emocionante.

Lahm marca 95 partidos después

Sin embargo el FC Bayern quería evitar a toda costa que el Núremberg se metiera de nuevo en el duelo, y puso tierra de por medio con el primer disparo a puerta de la reanudación. Philipp Lahm aprovechó la asistencia de Mandzukić para acabar con su sequía goleadora que ascendía ya a 95 partidos consecutivos sin ver puerta (49´). El tanto del capitán hizo hincar definitivamente la rodilla a un Núremberg valiente, pero romo en ataque en el segundo acto. El Bayern defendía sin problemas su botín y, pese a bajar el ritmo del juego (el miércoles llega la copa contra el Hamburgo), dispuso de dos ocasiones claras en las botas de Robben (55´) y Alaba (70´) para elevar la más que merecida victoria en el derbi. En el transcurso de la segunda mitad Guardiola dio entrada a Shaqiri (por Robben), Javi Martínez (Müller) y Pizarro (Mandzukić).

José Ángel Risco Oliva para fcbayern.de