presentada por
Menú
¡Cinco partidos, cinco victorias!

El Bayern le hace tres tantos al Darmstadt

¡Quinto partido, quinta victoria! Ni siquiera el hasta hoy invicto SV Darmstadt 98 ha logrado frenar la racha del Bayern de Múnich. El mismo día que comenzaba el Oktoberfest, el club bávaro se impuso al conjunto hessio con un merecido 0-3 (0-1), con lo que ocupará la primera plaza de la clasificación al menos 24 horas. El Dortmund podría retornar a la misma de lograr una victoria el domingo ante el Leverkusen.

17.000 espectadores que llenaban las gradas del Böllenfalltor, donde el Bayern no jugaba un partido oficial desde hacía 34 años, pudieron ver una convincente actuación de los muniqueses. Los goles corrieron a cargo de Arturo Vidal (20'), Kingsley Coman (62') y Sebastian Rode (63').

Alineación

Tres días después del triunfal comienzo de Champions League en El Pireo y tres días antes del importante partido ante el subcampeón Wolfsburg, Guardiola decidió, por primera vez esta temporada, hacer rotaciones en el equipo. Kingsley Comany Joshua Kimmich celebraron su debut como titulares con la elástica del Bayern. Mario Götze, Rafinha y Sebastian Rode - que ha progresado mucho - también entraron en el once inicial.

De esa forma pudieron descansar Philipp Lahm, Thomas Müller, Xabi Alonso y Thiago. Robert Lewandowski no fue convocado. El polaco aún se está recuperando de sus molestias por el partido ante el Olympiakos. Los muniqueses saltaron al campo con un 4-3-3.

4-4-1-1 fue la disposición de los anfitriones. El entrenador Dirk Schuster confió en el mismo once que cosechó un triunfo el pasado fin de semana (0-1 en Leverkusen), con una sola excepción: en lugar de Jan Rosenthal fue Tobias Kempe quien jugó tras el delantero Stroh-Engel, debutando así como titular en Bundesliga.

El partido

El Darmstadt se mostró como estaba esperado: un rival 'incómodo', como había dicho Guardiola. Los locales esperaban al Bayern con once jugadores en su mitad y salían con rapidez a la contra. Había pocos espacios para el equipo de Guardiola, que ocupaba la mayor parte del campo y que intentaba penetrar la sólida muralla defensiva mediante cambios de juego y los regates de Douglas Costa y Coman.

Durante toda la primera media hora, los disparos a puerta de los muniqueses fueron principalmente desde fuera del área, y en uno de ellos, uno de Vidal que dio en el interior del poste, llegó el 0-1. Más tarde Rode recibió una falta en el área de penal, pero el colegiado no señaló nada (33').

El Darmstadt defendió con bastante fortuna y también tuvo alguna que otra ocasión de gol antes del descanso. Pero los disparos de Dominik Stroh-Engel (24') y Marcel Heller (32') no fueron lo bastante precisos. Las estadísticas al descanso: 10-4 disparos a puerta, 61% de balones divididos ganados y 79% de posesión para el Bayern.

Al comienzo de los últimos 45 minutos se produjeron cambios en el personal y el transcurso del juego. Los muniqueses se hacían con el partido y el Darmstadt cada vez salía menos de su terreno. Los siguientes goles sólo eran cuestión de tiempo: el primero fue de Coman (62') a pase de Rode, y sólo un minuto después el mismo Rode hizo el 0-3 (63'). Esa ventaja del Bayern no estuvo en entredicho en ningún momento hasta el final del partido.