presentada por
Menú
Comienzo con victoria

El FC Bayern baila al son de Lewandowski en Hamburgo

El  FC Bayern ha comenzado la segunda vuelta de la Bundesliga con victoria. Gracias a los tantos 16 y 17 del polaco en la liga, el campeón de invierno se alzó hoy viernes con el triunfo en el campo del Hamburgo (1-2), por lo que se afianza aún más en el liderato de la tabla, ya que al menos esta noche dormirá con un colchón de 11 puntos sobre el segundo clasificado, el Borussia Dortmund, quien jugará mañana como visitante en casa del Borussia Mönchengladbach.

57 000 espectadores llenaron un Volksparkstadion con temperaturas bajo cero. El Bayern dominó, pero no pudo transformar su superioridad en gol hasta finales de la primera parte: el meta local barrió a Thomas Müller, el árbitro lo vio y Robert Lewandowski no estaba por la labor de perdonar (37’). En la segunda parte el Hamburgo empató gracias a un tanto en propia puerta de Xabi Alonso (53’) y tan solo ocho minutos después llegaría el gol salvador de Lewandowski (61’), quien con su doblete permite a su equipo marcharse con 3 merecidos puntos, aunque no por ello menos sufridos, de la ciudad del norte de Alemania. La única mala noticia del partido para el cuadro de Pep Guardiola fue la lesión de Jérôme Boateng, quien tuvo que ser sustituido en el minuto 56.

Alineación

El Bayern viajó a Hamburgo sin los lesionados Ribéry, Benatia, Götze, Rafinha, Bernat y Ulreich. Además, disputaron el encuentro hoy tres jugadores que no estuvieron presentes en el último partido de la primera vuelta: David Alaba y Douglas Costa partieron de inicio, mientras que Arjen Robben salió en la segunda parte desde el banquillo. El sistema táctico elegido por el técnico catalán fue un 4-1-4-1 sobre el papel; sin embargo, cuando el Bayern tenía la posesión el capitán Philipp Lahm dejaba de ser lateral derecho para convertirse en mediocentro defensivo.

En el Hamburgo, el capitán Johan Djourou y el goleador Pierre-Michel Lasogga habían sido duda antes del encuentro, pero finalmente fueron titulares en el 4-2-3-1 que presentó el equipo hanseático. Por otro lado, en lugar del lesionado Emir Spahic entró en su lugar Cleber como defensa central.

Desarrollo del encuentro

Desde el pitido inicial el Bayern se hizo con el control del esférico. Se dedicaron a mover el balón para que el rival no tuviera otra que perseguirlo. Así hasta sumar casi un 80 % de posesión del cuero; sin embargo, el dominio no se reflejó en ocasiones de gol. Además, el Hamburgo comenzó muy disciplinado y con sus medidas contras puso el peligro con los primeros disparos del encuentro (minutos 13 y 21).

No obstante, el equipo muniqués no se dejó intimidar por los locales y vio cómo el juego desplegado en la primera media hora de partido recibía su premio. En el minuto 37 el meta local Adler barrió a un Thomas Müller que había intentado sin éxito una vaselina. El árbitro señaló el punto de penalti y el delantero Robert Lewandowski no perdonó la pena máxima (0-1). Primer disparo, primer gol y el equipo se adelantaba gracias al ariete polaco. Estadísticas de la primera parte: 6-3 en disparos, 3-1 en saques de esquina y 77 % de posesión para el Bayern.

Con ventaja antes del descanso, el cuadro bávaro salió en la segunda parte con ganas de matar el partido, y las ocasiones para ello no tardarían en llegar; sin embargo, el gol tendría lugar en el área contraria. Tras una falta, Alonso golpeó el balón con tan mala fortuna que terminaría entrando por la escuadra de Manuel Neuer (53’). La respuesta del Bayern no tardaría en llegar. Tan solo ocho minutos después del empate, Lewandowski aprovechó un disparo de Müller para desviar la trayectoria del esférico y sorprender así al meta del Hamburgo en el 61’ (1-2).

Cuando al partido ya le quedaba poco, el equipo hanseático salió con todo al ataque, pero el equipo de Guardiola ya hacía tiempo que tenía el encuentro bajo control e incluso pudo haberse llevado una victoria más abultada: primero Alaba a la madera tras libre directo (66’), luego Lewandowski a la red (68’) y por último Thiago, cuyo tiro fue repelido por Adler (80’), tuvieron las ocasiones más claras para el Bayern. Final del partido. 1-2 y de vuelta a Múnich para empezar el año con 3 puntos.