presentada por
Menú
4 certificados por 5 goles

Lewandowski entra en el Guinness World Records

Con la zurda a una distancia de cinco metros, el segundo desde lejos con gran precisión, el tercero con insistencia, el cuarto fuerte al medio y con el quinto se coronó con una obra de arte. Cada vez que marcaba la sonrisa de Robert Lewandowski era cada vez mayor. "Se pueden ver una y otra vez", dijo el delantero del Bayern en referencia a sus cinco goles contra el Wolfsburgo del 22 de septiembre, tantos que le han permitido entrar en el libro Guinness de los récords. Hoy lunes, 69 días después, el jugador polaco de 27 años ha recibido los cuatro certificados oficiales correspondientes: triplete más rápido (3‘ 22”), póker más rápido (5’ 42”), repóker más rápido (8’ 59”), así como mayor número de goles entrando desde el banquillo en la historia de la Bundesliga (5). "Fue una tarde muy bonita para mí, una tarde histórica. Quedará en mi recuerdo y en el de los aficionados para siempre", expresó Lewandowski sobre sus récords.

Aquella tarde había estado "un poco mosquedao", recuerda el goleador, ya que tras superar una lesión del tobillo tenía que conformarse con estar en el banquillo; sin embargo, Pep Guardiola le dijo: "Debes ser paciente. Puede ser un partido difícil para nosotros". Y así fue: al descanso el Bayern iba 0-1 perdiendo y el técnico dio salida al ariete polaco.

Balón, bota, certificado

Entre los minutos 51 y 60 pasó lo que Lewy hasta hoy no puede comprender. "Alguien de arriba quería que marcara 5 goles", dijo el punta, quien contó cómo vivió el aluvión de goles: "No tuve mucho tiempo para reflexionar sobre lo que había hecho. Tampoco tras el partido. Mi mujer, mi familia y mis amigos estaban más contentos que yo. No he sido consciente de lo que pasó".

El jugador se llevó al menos el balón. "Tiene un lugar en casa. Ahora debo buscar hueco para los certificados", comentó Lewy. Las botas con las que realizó dicha gesta serán para su fundación. "Nos sé si alguien lo volverá a lograr. El tiempo lo dirá: suerte, estado de forma óptimo y juego", expresó el delantero polaco, quien quiere dar las gracias al equipo con una comida. "Quizás haya tiempo para eso en invierno. No jugué solo contra el Wolfsburgo. El récord es de todos".

Por lo demás su repóker ya es pasado para él. El polaco ha vuelto a marcar y pelea por el pichichi de la Bundesliga con el jugador del Dortmund Pierre-Emerick Aubameyang (17) y su compañero de equipo Thomas Müller (13). "Tengo que marcar al menos el doble de goles que llevo ahora para hacerme con el trofeo al mayor goleador", dijo Lewy, quien actualmente alcanza la cifra de 14 tantos en la Bundesliga. Su hambre de gol no conoce límites. "Siempre quiero más”, sentenció el ariete.