presentada por
Menú
"Una victoria de la mentalidad"

Una trabajada victoria para ganar confianza

El alivio al final del partido casi se podía tocar con las manos. El Bayern consiguió un ajustado 2-1 (1-1) en el partido liguero ante el complicado Bayer Leverkusen, terminando así con una racha de dos derrotas consecutivas en partido oficial con una victoria en Bundesliga. Gracias a la octava victoria de la temporada, el vigente campeón le sigue pisando los talones al líder RB Leipzig, el equipo revelación de la temporada, y celebra el regreso de Uli Hoeneß a la presidencia del club con una victoria al día siguiente de la Junta Anual.

"Veníamos de una fase complicada y necesitábamos una victoria" dijo el entrenador Carlo Ancelotti tras el pitido final. "Era muy importante ganar este partido. Los últimos dos encuentros no fueron buenos y teníamos que reaccionar. Lo hemos conseguido. Hay momentos en los que es más importante ganar que jugar bien" explicó el italiano.

Primer gol liguero de Hummels

"La victoria no fue coser y cantar, sino que fue una victoria muy peleada" señaló Mats Hummels. Con su primer gol en liga tras su regreso en verano, el defensa central logró darle los tres puntos a los anfitriones en el minuto 56. "Hoy ha sido una victoria de la mentalidad, no necesariamente de la excelencia o la superioridad táctica. Fue sencillamente un partido para luchar" resumía Hummels.

Tras el 1-0 de los muniqueses mediante Thiago (30') llegó el tanto de Hakan Calhanoglu (35') para la igualada de los visitantes, que lograba poner en aprietos al Bayern una y otra vez. Poco antes del final tuvieron los locales la suerte necesaria cuando, en una incursión ofensiva del Leverkusen, Javi Martínez tocó el esférico con la mano dentro del área y el colegiado no lo sancionó. "En resumidas cuentas, un poco de suerte, pero eso también nos lo merecimos" opinaba Hummels.

Espacio hacia arriba

"Fue un partido muy complicado, porque el Leverkusen fue el fuerte rival que esperábamos" dijo Uli Hoeneß sobre los renanos. "Lo cierto es que en este momento no jugamos con tanto dominio, no controlamos al rival en los partidos en casa. Quizás sea un signo de falta de confianza" aventuraba Hoeneß. "Se ha podido ver que no estamos al 100% de confianza" confirmaba Hummels las palabras del presidente.

Thomas Müller reconocía también que al Bayern "no le resultan ahora las cosas tan fáciles como han sido en el pasado. Prueba de ello es lo mucho que hemos tenido que trabajar para esta victoria." También Manuel Neuer se hizo eco de la falta de "facilidad y seguridad". Y el capitán Philipp Lahm sentenció: "Se ha podido ver las no todo va rodado y que tuvimos que hacer un duro trabajo."

Mediante la trabajada victoria ante el Leverkusen no sólo se ha conseguido mantener la distancia de tres puntos respecto al Leipzig. La confianza que aporta haber vencido al Bayer es muy importante "para volver a jugar un fútbol mejor gracias a confiar en nosotros mismos" como apuntaba Uli Hoeneß. El el Bayern aún tiene un gran margen de mejora es algo que todos saben. "Aún nos queda mucho camino por andar y de aquí al parón invernal podemos hacer de una primera ronda no muy convincente una realmente buena" aclaraba Hummels.

Noticias