presentada por
Menú
Son ya tres las bajas sensibles

Las lesiones empañan la victoria sobre el Leverkusen

Increase font size Text size

Se trata de la quinta victoria en el quinto partido oficial de la temporada bajo las órdenes de Niko Kovac, un inicio de curso intachable. Sin embargo, poca alegría se pudo apreciar tras la victoria del sábado por 3-1 (2-1 al descanso) sobre el Bayer 04 Leverkusen. Un inmaculado triunfo completamente eclipsado por las graves lesiones de Corentin Tolisso y Rafinha. "Estoy muy triste y decepcionado por el hecho de que se han lesionado dos jugadores en el partido. El resultado nos es positivo pero se ve empañado en ese sentido", indicó un consternado Kovac tras el partido.

El brasileño Rafinha será baja varias semanas por una lesión en el tobillo motivada por una falta de Karim Bellarabi; el mediocentro galo sufre una rotura de ligamentos en la rodilla y se perderá varios meses. Junto a Kingsley Coman, que sufrió una fisura en la sindesmosis del tobillo en la primera jornada contra el Hoffenheim, son tres las bajas sensibles que tiene que afrontar este curso el Bayern. "Lógicamente es muy amargo. Lo hemos pagado caro en los últimos partidos", resumió Hasan Salihamidzic.

Tolisso prendió la mecha de la remontada

Para Tolisso, reincorporado a la disciplina muniquesa con algo de retraso debido a su participación -y conquista- en el Mundial de Rusia con la selección de Francia, se trataba de su primera titularidad esta temporada, y hasta el momento de su lesión estaba realizando un excelente encuentro. El temprano gol de Wendell en el minuto 5 de penalti fue contrarrestrado por el francés apenas cinco minutos más tarde. Su participación en el juego ofensivo del Bayern se dejó sentir en todo momento hasta que llegó la jugada fatídica, un balón dividido en el que su rodilla salió fatalmente malparada. "Nosotros también estamos tristes", declaró Niklas Süle sobre la grave lesión de su compañero. "Creo que es una persona fuerte mentalmente, que lo va a superar y volverá reforzado", auguró el defensa.

Cuando Tolisso fue sustituido el Bayern ya lideraba el marcador gracias al tanto de Robben en el minuto 19. James Rodríguez ocupó su lugar en el campo y fue el autor del 3-1 definitivo al filo del final (89'). El Leverkusen no planteó batalla para darle la vuelta a la derrota y más bien se esforzó en el apartado defensivo para no sufrir más daños. "Cuando el Bayern juega como hoy, a un nivel tan alto, es extremadamente complicado enfrentarlo, da igual el sistema táctico que uno plantee", valoró el delantero del Leverkusen Kevin Volland.

Una preciosidad de Robben encamina la victoria

En resumidas cuentas, el balance de situación tras una victoria sin complicaciones: buen rendimiento de la plantilla pero adelgazada por las lesiones de cara a las semanas con doble partido. "Necesitamos a todos los jugadores. No basta con 11 ó 15, necesitamos a todos. Con el de hoy [vs. Leverkusen] tenemos siete partidos en 20 días. Es mucho, necesitamos a todos nuestros efectivos", razonó Robben sobre el estado del vestuario. 

Un factor nada desdeñable esta temporada es que el veterano extremo sigue siendo de confianza. El holandés fue uno de los jugadores más activos del Bayern, con seis disparos (el doble que todo el Leverkusen). Su gol de volea puso el 2-1, una preciosidad.

"Estuvo bien", concedió con una sonrisa el incansable Robben sobre su gol 140 en partido oficial con el Bayern; el holandés alcanzó en la séptima plaza de la clasificación del Bayern a Giovane Élber. "Ahora mismo no me siento como si tuviera 34 años. Me resulta divertido lo rápido que todo pasa", añadió el jugador. En la misma dirección apuntó el director deportivo del Bayern: "Así es como queremos a Arjen. Se ha presentado de forma fantástica, con un golazo; es divertido verle jugar", valoró Salihamidzic.

Noticias