El Bayern tiene que emplearse a fondo

Para escuchar
icon
Tamaño de letra
icon

Tres partidos, tres victorias. El FC Bayern München ha retomado el ritmo competitivo tras la pausa de selecciones con plenas facultades. Aunque la felicidad por sumar el máximo de puntos es perceptible, el Bayern no se relaja tras haber vencido por 1-2 (0-1 al descanso) al Mainz 05. "Una victoria trabajada", describió Niko Kovac. "Hubo que trabajar para llevarnos a casa los tres puntos", describió Thomas Müller.

"Después de los tropiezos que tuvimos no se puede esperar que ahora de pronto hagamos filigranas", ilustró Niko Kovac tras el partido en Maguncia, razonando la falta de fluidez de sus chicos en algunos tramos del partido. Una lucidez que no escaseó al inicio de la temporada. Ahora, después de sufrir con cuatro partidos oficiales sin conocer la victoria, el FCB suma tres triunfos consecutivos y las buenas sensaciones han regresado. "Es obvio que no se nos gana tan facilmente, pero todavía podemos subir una marcha. Es importante que hayamos ganado", razonó Johua Kimmich.

Victoria trabajada

El lateral derecho del Bayern fue el primero en crear verdarero peligro a la defensa del Mainz con su disparo al larguero en el minuto 27, ya que hasta ese momento mostró una tremenda solidez. Poco antes del descanso dio una asistencia a Leon Goretzka para el 0-1 (39'), que le permitió al Bayern marcharse al descanso con ventaja. "El rival ha luchado por cada centímetro cuadrado. Han trabajado muchísimo en la defensa", describió Müller. El Mainz no le puso las cosas fáciles al FCB. "Vencer por 1-2 en Maguncia no es algo de lo que avergonzarse", añadió el delantero con una sonrisa.

El Mainz se respuso del gol en contra y empató el partido por medio de Jean-Paul Boëtius (48'), Thiago en el minuto 62 se encargó del 1-2. "Ha sido el tercer partido complicado consecutivo en el que hemos tenido que luchar por los tres puntos", declaró Niklas Süle, que sintetizó la actitud de su equipo con una acción en el minuto 79: se recorrió el campo entero con un *sprint*y únicamente en el mano a mano con el guardameta local no pudo aumentar la renta del Bayern. "Hasta el área lo hice todo bien, allí me faltó algo de potencia y serenidad ante la portería", analizó Süle.

Siguiente prueba, en Rödinghausen

Kovac aseguró que los detalles que le quedan por pulir al Bayern se verán solucionados muy pronto. "Es bueno que estas tres victorias nos hayan dado confianza", indicó el técnico. "¡Ahora tenemos que seguir así!". El martes tiene el Bayern su siguiente cita oficial: este martes visita al SV Rödinghausen por la Copa DFB, posteriormente se mide a SC Freiburg (Bundesliga) y AEK Atenas (Liga de Campeones); en nueve días tiene que asumir sus compromisos en tres competiciones. "Lógicamente queremos pasar de ronda en la Pokal, ganar el partido de liga en casa contra el Friburgo y terminar con una victoria en Champions League", avanzó Niko Kovac. Después, ya habrá tiempo para descansar.


Temas de este artículo

Comparte este artículo