Sané: "Me gustaría asumir responsabilidad"

Para escuchar
icon
Tamaño de letra
icon

Leroy Sané tiene grandes planes en el Bayern. "Quiero entusiasmar a los aficionados", explica el recién llegado. La entrevista detallada se puede encontrar en nuestra revista para los socios "51".

Entrevista a Leroy Sané

Leroy, estamos sentados en las gradas del Allianz Arena para esta entrevista. Tu lugar estará en el césped a partir de ahora. ¿Qué pueden esperar los aficionados?
"Quiero entusiasmar a los aficionados. Mi objetivo es dar siempre lo mejor de mí en cada partido, por el equipo y por la gente de ahí fuera. Los fans deberían divertirse viéndonos en el césped. Y al final, por supuesto, quiero conseguir tantas victorias y títulos como sea posible. Nunca darse por vencido, siempre seguir adelante, siempre estar hambriento - todas estas cosas son importantes para mí".

Tu padre Souleymane jugó en la Bundesliga, tus dos hermanos Kim y Sidi también son jugadores de fútbol. ¿Solíais jugar las 24 horas en casa?
"En la calle, en el campo de fútbol, no importaba dónde estuviéramos, siempre estábamos listos para el fútbol, todos los días. Todavía hoy intento llevar esa sensación a la calle, al campo de fútbol, al césped. De niños sólo queríamos jugar al fútbol y divertirnos. A menudo jugábamos una especie de torneo relámpago, de un gol, y luego lo llamábamos la "Mini Copa del Mundo". El que marcaba pasaba de ronda. Aunque la diversión siempre estuvo en primer plano, también iba en serio. Y en casa, hubo muchas cosas rotas: vasos, jarrones. . . muchas, muchas (risas). Por suerte, al principio sólo teníamos una pelota de plástico. En algún momento, mis padres dijeron: "¡Todo fuera!" Preferían mantener todas sus pertenencias en un lugar seguro".

Tu padre nació en Senegal, creció en Francia y encontró su vocación en Alemania. Si lo comparas con tu camino en la vida, ¿qué significa la felicidad para ti?
"Estoy seguro de que él lo tuvo más difícil que yo hoy. En su época todavía era inusual jugar al fútbol en un país extranjero. Para él mismo esto significaba un nuevo país, y para la gente de aquí era una situación diferente a la de hoy. Hoy en día un jugador básicamente recibe toda la ayuda que necesita de su club, un intérprete a su lado y así sucesivamente. Por entonces, tenías que ir a buscarlo tú mismo y aprender, aprender, aprender. Hoy en día, el vestuario es multicolor - y por lo tanto mucho más fácil que en el pasado".

Tu madre, Regina, ganó el bronce olímpico en gimnasia rítmica en 1984 como la única alemana hasta ahora. ¿Qué papel juega ella para ti?
"Mi madre logró algo enorme con esa medalla olímpica y siempre ha sido un gran modelo a seguir para mí. Pero ahora no es como si estuviera haciendo gimnasia con nosotros todo el tiempo en casa. Como mi padre, ciertamente nos dieron algo genético, pero ambos como padres nunca nos presionaron para seguir sus pasos. Siempre fui libre en mis decisiones: el deporte era por supuesto un gran tema para nosotros, pero nunca significó: "¡Tienes que marcar cinco goles hoy, tienes que jugar así y así! Siempre se trataba de diversión. Creo que la única manera en que puedes desarrollarte realmente es cuando tienes libertad".

¿Qué es para ti importante en la vida?
"Creo que es importante que siempre pueda mirarme en el espejo. Tomo mis propias decisiones, las tomo conscientemente, sin que nadie me susurre nada desde la izquierda o la derecha - y soy consecuente con esas decisiones. Por supuesto, también estoy abierto a consejos, pero al final siempre tienes que ser capaz de juzgarte mejor a ti mismo. En la vida siempre se trata de aprender. Nunca termina. Es la única manera de salir adelante, en el campo de fútbol y en general. Esa fue también una razón por la que vine al Bayern ahora. Quiero conocer algo nuevo, establecer un nuevo estímulo, y estoy seguro de que en este gran club daré el siguiente paso en mi desarrollo".

¿Qué significa para ti „el siguiente paso"?
"Me gustaría jugar un papel importante en uno de los clubes más grandes del mundo. Y todavía no he ganado ningún título en Alemania - eso debería cambiar (risas)".

¿Qué importancia tuvieron tus visitas a Uli Hoeneß en el Tegernsee? El club se ve a sí mismo como una familia, ¿eso es importante para ti?, ¿cómo te sientes?
"Todo el mundo sabe que Uli Hoeneß ha jugado un gran papel en el Bayern - y todavía lo hace. Fue un honor que me permitieran visitarlo, y creo que es precisamente en este tipo de reuniones donde se puede sentir el ambiente especial del Bayern, porque en privado, en casa de alguien es una sensación diferente a la de un restaurante, por ejemplo. Fue importante para mí sentir que Uli Hoeneß estaba detrás de mi traslado a Múnich - y fue igual de importante con los otros responsables de la toma de decisiones, Karl-Heinz Rummenigge, Hasan Salihamidžić, Oliver Kahn y Herbert Hainer. Los jugadores del Bayern ya me habían hablado mucho del sentimiento familiar en este club. Ahora solo llevo aquí unas semanas y ya puedo confirmarlo".

¿Qué significa el número 10 para ti? Uli Hoeneß, Lothar Matthäus, Arjen Robben ... un gran legado. ¿Presión o estímulo?
"Puedo lidiar bien con la presión, y no soy de los que dejan que me afecte. Este es un número con una gran historia, grandes jugadores lo han llevado antes que yo. Esta camiseta es un honor para mí. Pero también elegí este número deliberadamente para enviar una señal de que vengo aquí a asumir la responsabilidad. Tengo grandes objetivos con el Bayern, y quiero demostrar que pueden confiar en mí completamente".


Temas de este artículo

Comparte este artículo