presentada por
Buscar Fill-1
Menú
¿Qué fue de... ?

Patrik Andersson: "El año 2001 fue único"

Increase font size Text size

Con su gol el Bayern alcanzó la felicidad absoluta, una falta indirecta que dio el título al Bayern el 19 de mayo de 2001 en Hamburgo. Aquel día Patrik Andersson conquistó el corazón de la afición del Bayern y alcanzó el estatus de leyenda. Durante dos años militó el sueco en el FCB, durante los que disputó 69 partidos y anotó solo un gol, ese gol. Charlamos con Andersson (48 años) y paseamos por sus recuerdos como jugador del Bayern, con parada obligatoria en aquella Liga de Campeones de 2001.

Entrevista con Patrik Andersson

 

Con el gol de Sergej Barbarez a favor del HSV en la recta final hacía falta un gol más. Andersson fue el autor de la proeza, un tanto que supuso el empate y que el Bayern defendiera su condición de vigente campeón de la Bundesliga (1999/00 y 2000/01). 

Patrik, ¿a qué te dedicas hoy en día?
"Vivo con mi familia en Estocolmo y trabajo en el sector inmobiliario. Una o dos veces al año voy a Múnich y me paso por la Säbener Straße".

En 2001 en Hamburgo entraste en los libros de historia. Tu gol de falta en el tiempo añadido dio el título de liga al Bayern, un éxito que parecía ya inalcanzable... 
"Cuando en el minuto 90 encajamos el 1-0 del HSV sabíamos que teníamos cuatro o cinco minutos. [Al recibir el gol] Oliver Kahn cogió la pelota inmediatamente de la portería y corrió hacia el mediocampo. Fue una señal potente".

Un rayo de esperanza: Mathias Schober cogió con la pelota un pase de sus propios jugadores, acción que el árbitro Marlus Merk sancionó correctamente como libre indirecto a favor del FCB.

Entonces, en el minuto 94, el portero del Hamburgo cogió con la mano un pase de su equipo. ¿Por qué lanzaste tú ese libre indirecto?
"Lo decidió Effe. Él sabía que yo había lanzado muchas faltas en el Gladbach. En el Bayern había muchos especialistas, Scholli, Effe y Tarnat. En el Bayern solo me encargaba de tareas defensivas".

¿Por qué no lo lanzó directamente el propio Effenberg?
"En ese partido él ya había convertido sin éxito un par de faltas. Scholli estaba en el banco, igual que Tanne. Así que me tocó a mí".

Todos los jugadores del Hamburgo se apelotonaron delante de la portería. ¿Por dónde conseguiste colarla?
"Cuando Effe tocó la pelota vi que había un pequeño hueco en el muro. Ahí disparé. El balón entró justo".

La alegría estalló, mientras que en Gelsenkirchen cundió la tristeza. El Schalke se sintió campeón durante cuatro minutos.
"Fue extremo. Pero ese drama es intrínseco a esta historia. El problema fue que se informó mal al Schalke y pensaron que nosotros habíamos perdido".

Cuatro días después de ese encuentro os proclamasteis campeones de la Liga de Campeones. ¿Cómo valoras hoy tus dos años en el Bayern?
"Fue la mejor etapa en mi carrera. Hice mi mejor fútbol, ganamos casi todo. Élber, Sérgio, Scholl, Kahn, Santa Cruz, Jancker, Zickler, Salihamidzic... la plantilla era extraordinaria. El año 2001 fue único".

Patrik Andersson tiene razón, ¡el 2001 fue increíble! Giovanne Élber nos contó cómo lo vivió:

Noticias