Ivica Olic hace estallar al Allianz Arena con su gol al Manchester United

Para escuchar
icon
Tamaño de letra
icon

Illustración de Jörn Kaspuhl

En los cuartos de final de la Liga de Campeones de la temporada 2009/10, las cosas no pintaban demasiado bien para el Bayern. Hasta que, en el minuto 92, Ivica Olic hace estallar al Allianz Arena. Hasta 50 amigos de su pueblo natal de Croacia viajaron especialmente a Múnich para ver el partido. Con su gol, acabaron varias filas más abajo. Así fue la locura que impregnó a nuestro estadio. Los que estuvieron allí, no lo olvidarán jamás. Olic no iba a ser la excepción. En una entrevista con la revista "Säbener 51", el delantero recuerda ese preciado momento.

Ivica Olić sobre el "partido de mi vida"

¡Pura alegría! Tras el 2-1 en el tiempo añadido, el Allianz Arena estalló en júbilo.

"Tengo la escena en mis ojos: Ida de los cuartos de final de la Champions League contra el Manchester United. En el minuto 92, el marcador era de 1-1. Mario Gómez regateó en el centro del campo. En la frontal, perdió la pelota. Patrice Evra quiso controlar la pelota con tranquilifad y no me vio a su espalda. Corrí, le robé el balón y antes del disparo, totalmente atípico en mí, espontáneamente hice un amago. Eso lo vi después por vídeo".

Sin tiempo para pensar: Olic anota en el último suspiro para darle la victoria al Bayern.

"Cuando te encuentras ante la portería en el tiempo añadido, disparas a ciegas. Lo principal es que el balón entre. Pero yo estaba muy tranquilo. Cuando el balón tocó la red, el Allianz Arena explotó. Esa erupción no la voy a olvidar nunca. Fue mi momento más bonito en Múnich. Hasta hoy sigue habiendo gente que me habla de eso".

Louis van Gaal tenía un presentimiento

"Después del partido, le pregunté al entrenador Louis Van Gaal por qué no me había cambiado como hacía normalmente antes del minuto 90. Me dijo: "El entrenador siempre tiene razón. Tenía la sensación de que todavía podías hacer un gol". Aquello fue divertido. Cuando le preguntaba por los movitos de una sustitución, siempre me decía: "Tenía la sensación que no ibas a hacer ningún gol más".

Aquel inolvidable gol de Olic en la ida fue clave para el legendario partido de vuelta en Old Trafford.

"La mejor temporada de mi carrera"

"Ambos teníamos una relación especial. En mi primer día en Múnich, me dijo que iba a ser difícil para mí. Había firmado mucho tiempo antes de su llegada, cuando Klinsmann aún era el entrenador. Pero le aseguré que iba a luchar por mi puesto. Tres semanas después, van Gaal dijo que tenía que ponerme de titular si seguía así. Bajo sus órdenes jugué la mejor temporada de mi carrera, cuyo momento cumbre personal fue contra el Manchester".

Andreas Ottl también recordó en la sección "El partido de mi vida" cómo fue su gol que valió un título de liga: